Cuidar el estómago es clave para prevenir enfermedades

Es muy importante tener en cuenta que el estómago procesa todos los alimentos que consumimos, y hasta tiene gran inferencia en el estado de ánimo, el humor y nuestra felicidad.

Tener una buena digestión es a su vez sinónimo de buena salud, ya que una vez que el estómago empieza a sufrir daños, normalmente el organismo deja de absorber los nutrientes necesarios de manera adecuada.

CONSECUENCIAS

Una de las afecciones más comunes que sufre el estómago es la gastritis, considerada una inflamación de estómago que puede ser reciente (gastritis aguda) o de lo contrario pudo haber comenzado hace varios meses o años (gastritis crónica).

Antiguamente se creía que las gastritis eran ocasionadas por exceso de ácido, por la mala alimentación o por el “nerviosismo”.

El Doctor  Enrique Basili Feliú, hepato gastroenterólogo, parte del plantel médico del SPS Coomecipar Ltda, destacó que si bien estos factores existen e influyen, desde hace ya más de tres décadas se sabe que en realidad la mayoría de las gastritis son ocasionadas por una infección del estómago.

“Efectivamente, ya cuando niños podemos contagiarnos con una bacteria o microbio que resiste al ácido y se instala para ‘vivir’ en el estómago. Con el paso del tiempo, en muchos de los infectados aparecen diversas molestias (acidez, ardor, eructos, dolor, digestión lenta etc.) lo que significa que las bacterias se multiplicaron y están dañando el estómago”.

ESTUDIOS

La prevalencia de esta bacteria depende probablemente del grado de higiene del país ya que varios estudios han demostrado una baja prevalencia en países del primer mundo así como una alta frecuencia en los del tercer mundo, señaló el profesional.

TRATAMIENTO

Asimismo, expresó que muchas veces las personas toman antiácidos por largo tiempo, con lo que calman sus molestias pero la infección persiste. Si no se la trata de forma adecuada, pueden aparecer úlceras que pueden sangrar y con el paso del tiempo la gastritis crónica se puede transformar (en años) en cáncer en uno a tres de cada 100 infectados, lo que se puede evitar tratándola a tiempo.

Con solo unos 10 a 14 días de tratamiento se puede curar definitivamente la gastritis.

DIAGNÓSTICO

En cuanto a diagnóstico de la gastritis y de la infección refirió que se hace por medio de la endoscopía con la cual se toman muestras del estómago (biopsia) para buscar la bacteria y confirmar el diagnóstico.

Actualmente con los modernos equipos de videoendoscopia, el estudio es bien tolerado con una sedación, explicó el doctor Basili.

La mayoría de las veces, el paciente no siente dolor ni molestias importantes durante el estudio. La información que nos brinda la endoscopía es valiosísima: en pocos minutos nos permite explorar el esófago, estómago y parte del duodeno.

“Así podemos descartar úlceras, gastritis, esofagitis, hernia hiatal, tumores y otras enfermedades más raras, y por supuesto investigar la presencia de la bacteria”, finalizó.

También podría gustarte