Pequeño galpón dio inicio a gran negocio mobiliario

Constancia, disciplina, honestidad y una gran pa­sión hacia la labor fue la re­ceta infalible que llevó a la familia Achón a alcanzar el éxito en el rubro mobiliario.

El inicio de la mueblería Achón se remonta al año 1954 cuando Don Óscar Achón, quién provenía de una familia maderera, se independiza de su padre para llevar a cabo este ne­gocio acompañado de su esposa Idalia Addario mon­tando en la parte trasera de su casa una pequeña car­pintería artesanal ubicada entre las calles Manduvirá y 14 de mayo.

“Muy ingeniosamente fa­bricó sus propias máquinas de maderas y realizaba la­bores básicas de carpintería para la época”, relata Os­valdo Achón, hijo y uno de los directivos actuales de la firma. En aquel entonces la producción se limitaba en una línea para el hogar.

Luego de publicar un anuncio en el periódico, su clientela fue creciendo por lo que la pareja decidió ampliar el lugar para lograr aumentar su producción realizando a la vez inver­siones que les permitieron adquirir maquinarias ar­gentinas.

En febrero del ‘67 la car­pintería se inscribe en el registro de Comercio Pa­raguayo como empresa unipersonal con el nombre de Achón Industrial y se re­gistra como marca para los muebles Achón.

RESURGIR DE ENTRE LAS CENIZAS

“Caerse es opcional pero levantarse es obligatorio” dice la conocida frase¨. Mantener una empresa de pie por tantos años con­lleva un mundo lleno de experiencias envueltos en aciertos y traspiés que de­terminan el camino a se­guir.

El hombre de negocios co­menta que hace más de 30 años atrás, la carpintería montada por su padre con mucho esfuerzo se había reducido a cenizas luego de ser totalmente consumida por un incendio.

A pesar de esta tragedia la familia Achón no dio paso a la desesperanza y por el contrario decidió trabajar con mayor afán para la recu­peración de todo lo perdido.

TRASLADO

Corría el año 1978 cuan­do la fábrica se traslada de manera definitiva a la ciu­dad de Lambaré en el barrio Itá Enramada. “La fabrica­ción de muebles produce ruido y polvo por lo que empezamos a buscar un lugar más hacia las afueras de Asunción”, comenta. El predio donde se encuentra alojado es un terreno de aproximadamente 1 Ha.

En la década de los ‘80 se abren las puertas del pri­mer showroom en pleno centro asunceno, zona que en la época constituía uno de los polos comerciales más grandes. Debido a que la actividad comercial pasó a expandirse en otros puntos, en el año 2012 la empresa elevó sus apues­tas hacia el popular Barrio San Cristóbal para la aper­tura del imponente Centro de Experiencias de Achón, sobre la transitada Avenida Mariscal López.

En la actualidad la empre­sa es una de las más moder­nas, utilizando máquinas computarizadas importa­das de Italia y Alemania. Emplea a 200 personas de manera directa y cuenta con una flota de 11 vehícu­los aproximadamente pre­sentando 3 líneas: Consu­mer, Corporativo y Anima.

PROYECCIONES

Entre sus proyectos más cercanos, mencionó la im­plementación de un nue­vo software de diseño de muebles. “Los softwares de este tipo son una inversión costosa”.

Así también manifiesta que se encuentran pen­diente de lo que hay en el mercado global, en especial las tendencias expuestas en Italia ya que es uno de los países más vanguardistas en cuanto a diseño e inno­vación.

En la oportunidad, el em­presario hizo mucho hin­capié en el consumo de la industria nacional para fortalecer el crecimiento del país en todas las áreas.

“Se debe apostar más a la mano de obra e industria paraguaya para generar más fuentes de trabajo”.

 

También podría gustarte