Solo con el diálogo se superan los obstáculos

Por José Zalazar

Según el disertante del seminario realizado en el Club de ejecutivos ayer “Habilidades de comunicación para el líder del futuro” Pablo Faga, de la Agencia de Comunicación Interna BW, la comunicación en esta era se asemeja a la Ley de Moore.

HABILIDADES
Aprender nuevas tecnologías es fundamental desarrollar el diálogo efectivo en todo ambiente. Preocupa bastante que en Paraguay el 91,8% de las empresas, según un estudio de campo realizado por la consultora BW, sigue utilizando el email como principal medio de comunicación institucional, una herramienta denotando precariedad en el área.

Las charlas TED, son un buen ejemplo del éxito de incorporar brevedad, informalidad y transparencia a las comunicaciones para lograr efectividad en la comunicación. En la imagen se observa a Jack Andraka exponiendo sobre su prodigioso descubrimiento.

Existen nuevos códigos a ser asimilados. Actualmente existen subgrupos de generaciones denominados millenials que tendrán a su cargo las riendas del mundo en breve. De hecho son el 40% de la fuerza laboral actualmente y serán el 75% en 10 años más. Por lo tanto, incorporar brevedad, informalidad y transparencia a las comunicaciones será vital para lograr efectividad en el diálogo en esa franja generacional.

La apertura jugará un rol crucial en los próximos años y es tendencia mundial. Y por último, cada quien deberá convertirse en coach de “nuestra gente”, señala Faga, ya que si bien los funcionarios trabajan principalmente por dinero aún, eso cambiará paulatinamente. Empresas que ofrezcan desarrollo profesional, reconocimiento y conexiones serán las que retengan los mejores talentos.

Jack Andraka a los 18 años ya había descubierto un método de detección temprana del cáncer de páncreas que revolucionó a la industria farmacéutica gracias a que supo recombinar técnicas y conocimientos de libre acceso como Wikipedia Y JSTOR.

JACK ANDRAKA
El fiel reflejo de la comunicación eficaz y generación de resultados es el prodigioso joven Jack Andraka, quien debido a la muerte de su amigo a los 13 años, víctima de la detección tardía del cáncer de pancreas, se empeñó a buscar los canales de información web como Wikipedia y JSTOR para hacer algo al respecto, y lo consiguió, con tan solo 18 años de edad, ya que encontró un método efectivo para detectar la enfermedad, sacudiendo a toda la industria farmacéutica, recordaba Faga.


También podría gustarte