Soja con valor agregado registra caída de 6%

Bajón en la actividad sojera podría afectar a la economía paraguaya

 Yeruti Salcedo

[email protected]

Las industrias de la Cá­mara Paraguaya de Pro­cesadores de Oleaginosas (Cappro) utilizaron el 75% de su capacidad instalada para procesar soja, el mis­mo porcentaje registrado y esto sin dudas generará una caída en el ingreso de divi­sas al Paraguay.

El cultivo de soja se inició hace más de tres décadas y entró en auge los últimos 10 años, impulsado por el aumento en la demanda y los precios internacionales. La soja pasó a ser el primer producto de exportación del país y es el producto agríco­la que genera más ingresos.

El Paraguay es el cuarto exportador de soja, des­pués de Argentina, Estados Unidos y Brasil, y es el sexto productor de la oleaginosa. El Paraguay exporta casi toda su producción. Más del 70% lo vende en granos, y el resto lo hace en forma de aceite o harina. Sus mayo­res mercados son la Unión Europea, Rusia, Turquía y Brasil, para granos. Los derivados como aceite y pe­llets, se exportan a países de Sudamérica y Asia.

La siembra de soja en la campaña 2017/2018, no su­friría retracción, pese a que no se perfilan buenos pre­cios en el mercado interna­cional. El bajo nivel de los mismos seguiría por el res­to de este año, por lo que ya se prevé que el ingreso de divisas por exportaciones de soja del 2017 sea similar al 2016 y no elevado como el 2013 y el 2014.

La producción de la soja, constituye uno de los prin­cipales cultivos agrícolas de importancia económica en el Paraguay, en la zafra agrícola 2017/ 2018 según fuente oficial de estadísti­cas del MAG, la superficie sembrada fue de 3.540.00 hectáreas, una producción de 8.856.520 toneladas y un rendimiento promedio de 2.502 kilos por hectárea.

Es importante mencionar que esta soja (sembrada y cosechada) se tiene la soja de zafra (ciclo normal de siembra) y de la zafriña (ci­clo corto de siembra).

Del total de la superficie estimada de la zafra agrí­cola 2014/15, la soja normal fue del 90 % y la zafriña del 10 %. Así mismo, los rendi­mientos promedio de la soja zafra o normal es de 2.558 kilos por hectárea y la za­friña fue de 1.990 kilos por hectárea.

 

BAJÓN INDUSTRIAL

Según la Cappro cerrado el tercer trimestre del año, la molienda acumulada de oleaginosas se encuentra 6,8% por debajo de lo que se había registrado en el mismo periodo del 2016.

De las 2.872.558 tonela­das procesadas, 2.847.144 toneladas fueron de soja, mientras que las restantes 25.414 toneladas se distri­buyen entre canola, gira­sol y tung.

 

PROCESAMIENTO DE SOJA

El mencionado nivel de procesamiento de soja re­presenta una disminución del 6,2% con relación al año pasado; mientras que en otros granos la disminu­ción fue más pronunciada y ya alcanzó el 44,4%. Los subproductos obtenidos a partir de la soja también muestran una reducción considerable, del orden del 7,4%, lo que pone en evi­dencia la preocupante re­ducción de la calidad protei­ca de esta oleaginosa.

Las industrias de la Cá­mara utilizaron el 75% de su capacidad instalada para procesar soja, el mismo porcentaje registrado al cierre del pasado mes de agosto pero cinco puntos porcentuales por debajo del 80% que se comprobó al cierre del tercer trimestre en 2016.

En los últimos tres meses del año, normalmente se registran menores nive­les de molienda debido a la falta de materia prima o a paradas programadas de las industrias para realizar mantenimientos.

También podría gustarte