La innovación que marca la diferencia

El desafío de conectar academia, industria y Estado

Por Marcelo Céspedes
New York University 

¿Sabías que Paraguay tiene estudios sobre la stevia,donde se investiga el efecto anti-parasitario del Ka’a He’e y se evidencia efectividad con mínimos efectos secundarios al comparar con los fármacos habituales? Es decir,el Ka’a He’e es un medicamento natural y efectivo para combatir los parásitos que afectan a gran parte de la población.

¿Por qué el resultado de las investi­gaciones locales que podrían resolver problemas reales sólo se difunden en el mundo académico y no se implementan?. Para eso existe la transferencia de tecnología que además de impactar en la comunidad académica, permite que estos estudios se transformen en productos o servicios que llegan a la población.

Hoy Paraguay carece de estrategias claras sobre transferencia de tecnología. Mediante eventos y charlas, se intenta solapar la ausencia de acciones concretas. Así como con la innovación se ven muchos cursos pero poca gente innovando, hasta parece ser que el negocio está en contar historias y no en generar una hoja de ruta hacia un objetivo medible que posicione al país como un hub de innovación.

A veces se generan investigaciones para solucionar problemas que no tienen una demanda real. Ocurre con las tesis de grado, que terminan acumulando polvo en las universidades. ¿Por qué no partir de la demanda? El gobierno y las industrias tienen necesidades específicas que no son atendidas por la academia. ¿Por qué no orientar las tesis (a nivel nacional) a problemas que tiene el país y que la mejor propuesta sea implementada creando una startup o contratando a los estudi­antes que desarrollaron el proyecto?

Debemos crear una estrategia que permita la transferencia de tecnología basada en la demanda, de manera a potenciar la vincu­lación entre gobierno-academia-industria y dejar de conformarnos con las historias de casos de éxito y modelos enlatados que no se ajustan a las necesidades locales.


También podría gustarte