Serias dudas sobre los beneficios del acuerdo

Gobierno calificó de “triunfo” negociación con el Brasil

En una extensa conferencia de prensa, el embajador paraguayo ante el Brasil, Hugo Saguier Caballero, el nuevo presidente de la Administración Nacional de Electricidad (Ande), Alcides Jiménez y el director técnico de la Itaipú binacional, lado paraguayo José Sánchez defendieron ayer los alcances del acuerdo bilateral energético firmado con el Brasil sobre la compra de potencia de la entidad Binacional Itaipú.

El diplomático paraguayo aseguró que el acta bilateral para la compra de potencia de Itaipú no afectará la tarifa social de la Ande, además negó que se entregue la soberanía energética paraguaya.

Explicó que al comienzo de las negociaciones existían divergencias en el área técnica con respecto a la potencia contratada por la Ande y ya que no pudieron resolver la cuestión a nivel técnico, el país vecino solicitó una reunión de las altas partes contratantes. “Estábamos ante una situación que se venía arrastrando varios meses sin que ellos pudieran llegar a un acuerdo, las divergencias eran mutua, ambas partes tenían sus posturas y no podían conciliar sus posiciones y es por eso fueron convocadas las cancillerías”, dijo.

Saguier mencionó que entendieron oportuno asistir a la mesa de negociación ya que sería muy conveniente a los intereses del país, para así ir conociendo cuales serían las posiciones que ambos tendrían en el momento del tratamiento de la renegociacióndel anexo C del tratado de Itaipú. “Fue una decisión política-diplomática, encaramos con la mayor seriedad”. Especificó que todas las partes involucradas (Itaipú – Ande) fueron informadas respecto a estas reuniones.

El diplomático paraguayo señaló que la suscripción del acta bilateral es el primer gran triunfo del Paraguay en las negociaciones con el Brasil con miras a los compromisos del año 2023. “Es el primer gran paso que damos con miras a la renegociación del anexo C. Hemos logrado cuestiones que nosotros consideramos fundamentales, esto será acatado a nivel diplomático – político y era importante que la marcha de Itaipú continuará normalmente”.

El diplomático afirmó que no habrá aumentos de la tarifa a corto plazo e indicó que es probable que si se administra bien se pueda inclusive disminuir la tarifa social de nuestro país. “Estamos convencidos de que esto es una gran conquista para el Paraguay, hemos logrado cuestiones que nosotros mismo no pensábamos que íbamos a poder lograr y podemos dar previsibilidad al futuro y estar en condiciones.”.

Saguier reiteró que en este acuerdo no hay ninguna renuncia a la soberanía energética y agregó que durante este Gobierno eso no pasará, “no habrá tal cosa, ni en ningún otro”.

Sobre la hermeticidad con la que se llevaron a cabo las negociaciones, el diplomático indicó que las partes interesadas estuvieron en conocimiento y que, a partir de marzo de este año, se inició el trabajo, que finalizó con el acuerdo firmado el 24 de mayo. “En una negociación siempre hay cuestiones que no se pueden estar debatiendo porque están en plena negociación, entonces uno no puede adelantar las cartas, a veces sí, hoy día estamos abiertos a dar todas las explicaciones”.

Por su parte, el nuevo presidente de la Administración Nacional de Electricidad (Ande), Alcides Jiménez, quien formó parte de la mesa de negociación con el lado brasileño recordó que tuvieron instrucciones específicas del Gobierno Nacional de que todos los puntos que pudieran concordarse no debían, en ningún caso, significar aumentos de tarifa en el corto plazo.

“Queremos desvirtuar en forma absoluta que este acuerdo conlleva aumentos de tarifa, en la reunión que mantuvimos ayer con el Presidente (Mario Abdo), nos dio instrucciones para el inicio de nuestra gestión en la Ande, para apuntar a agilizar los trabajos relativos a la mejoras de las condiciones de la infraestructura general de distribución de modo a disminuir las pérdidas técnicas que hoy tiene la Ande”, indicó.

Respecto a la limitación de variación del 6% en la contratación de energía impuesta a la Ande, Jiménez explicó que esto es “a favor” de la empresa estatal.

Argumentó que el límite fue impuesto luego de que la Ande sustrajera parte de la contratación del lado brasileño, mediante un acuerdo interno, por requerir más consumo de lo que venía acordando. “Es una cooperación con la Ande, no es una limitación. Esto no impide que la Ande, según su capacidad, pueda adquirir mayor contratación, pero el límite es 6%”, señaló.

Igualmente, mencionó que con el acuerdo se estableció que la potencia contratada corresponderá a un tercio de la máxima demanda nacional prevista anualmente.

PRESIDENTE DE LA REÚBLICA

El presidente de la República, Mario Abdo Benítez, se refirió a la firma del acta bilateral firmada con el Brasil, al respecto señaló que Paraguay tiene que ser un país serio, en la compra de potencia. El mandatario justificó que el acuerdo se da porque Paraguay accedía a esa energía excedente por encima de lo que correspondía en el contrato, “lo que se hizo como Gobierno, preparándonos para el gran desafío del 2023, que va a ser la renegación del tratado de Itaipú, es decirle a Brasil acá hay un Paraguay serio que no necesita migajas de nadie, que nosotros somos serios y cumplimos nuestro compromiso y vamos a hacer respetar nuestro derecho”.

El jefe de Estado ratificó que no habrá aumentos en la tarifa por lo menos en los próximos dos años. Sin embargo, reiteró que, con la inversión de unos USD 1.200 millones en infraestructura, se podrá evitar pérdidas y destinar fondos a la tarifa social. “No solamente no vamos a subir, vamos a bajar la tarifa”, indicó.

“Por primera vez en la era democrática, hoy está en proceso de licitación de obras que realmente nos van a permitir tener una soberanía energética. De qué soberanía energética podíamos hablar antes de estas inversiones”, refirió.

 

También podría gustarte