El gobierno promete defender su moneda

Argentina

Bloomberg

 

Argentina utilizará “todas las herramientas disponibles” para estabilizar el peso después de la caída de la semana pasada, dijeron el ministro de Hacienda del país y el presidente del banco central. El FMI prometió visitar el país “pronto”.

El gobierno está trabajando para mantener la moneda dentro del rango de la semana pasada de 45,2 a 60,4 pesos por dólar, dijo el recién nombrado ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, en su primera conferencia de prensa. La moneda argentina se debilitó más de 1% a 55,65 por dólar, luego de un feriado en el mercado de Buenos Aires durante el cual los bonos continuaron cayendo.

“El tipo de cambio está por encima de su valor de equilibrio tras la depreciación de la semana pasada”, dijo Lacuzna. “Permitir más volatilidad o una tendencia al debilitamiento solo aumentaría la incertidumbre y la presión inflacionaria”,

Sus comentarios se dan tras una semana en que el peso argentino y los bonos soberanos cayeron a mínimos históricos luego del inesperado resultado de las primarias del 11 de agosto. Fitch Ratings y S&P Global rebajaron el viernes la nota de la deuda argentina citando la posibilidad de un incumplimiento de la deuda soberana. Los inversores han comenzado a abandonar los activos argentinos por temor a que el candidato de la oposición Alberto Fernández intente renegociar las obligaciones de deuda con el Fondo Monetario Internacional y los titulares de bonos.

El gobierno está trabajando con el banco central para reducir la volatilidad en el peso que podría traducirse en una mayor inflación, dijo el presidente del banco central, Guido Sandleris, a periodistas justo después de los comentarios de Lacuzna.

También podría gustarte