EMPEs alían para operaciones sin costos

Cinco millones de transacciones de giros se realizaron este año, hasta marzo.

Desde hace varios meses, las empre­sas de telecomuni­caciones se encuen­tran trabajando de manera coordinada para cumplir con las disposiciones de las reglas impuestas por el Banco Cen­tral del Paraguay (BCP) en el servicio de billetera electró­nica, de acuerdo a Patricia Ferreira, gerente de la unidad de giros en Claro.

Esto en el marco de la re­solución número 11 que re­glamenta la creación de la Cámara de Compensacio­nes de EMPEs (CCE), que libera la interoperabilidad entre compañías presta­doras del servicio de giros. Con esto, los usuarios ya pueden realizar las res­pectivas transacciones desde cualquier operado­ra a otra, sin costo adicio­nal las 24 horas del día, los siete días de la semana.

Ferreira reconoció que, si bien son necesarias ciertas regulaciones específicas como consecuencia de la interoperabilidad, las princi­pales disposiciones ya están contenidas en la Resolución que regula la actividad de las EMPEs. “Quizás se requiera la introducción de nuevas reglas que determinen, por ejemplo, los mecanismos de resolución de reclamos de los clientes -dado que sus transacciones empezarán en un ecosistema y terminarán en otro-, sin embargo gracias al espacio propiciado por el BCP se está trabajando hace varios meses entre las EM­PES Giros Claro, Tigo Money, Billetera Personal a fin de lo­grar interoperar y potenciar de esta manera la inclusión financiera”, destacó.

La seguridad es una cuestión que desde Bancard ya pusie­ron en lupa en medio de esta apertura del mercado. Direc­tivos de la firma, propietaria de una de las EMPEs, ins­taron a la implementación de normas que protejan la información de los usuarios. Gabriel Paredes, funciona­rio bancario y experto en el tema, señaló que cada en­tidad EMPE debe gestionar internamente esquemas de protección de la información, principalmente en materia de seguridad en sistemas, y de ser posible tomar medidas tipo PCI que trata de la segu­ridad de las tarjetas.

“Entendemos que el princi­pal desafío radica en la con­fianza, tanto de los clientes hacia la interoperabilidad como de los operadores entre sí. Se procesarán transaccio­nes que provendrán de otro proveedor, que tiene sus pro­pios estándares de control. Sin embargo, al respecto, he­mos tenido sobradas pruebas de confianza por parte de los clientes, y hemos dado so­bradas pruebas de confianza recíproca entre las 3 EMPES que estamos involucradas”, dijo por su parte la gerente de Claro.

En esa línea apuntó que la interoperabilidad es prueba de que la competencia no necesariamente debe signi­ficar aislarse, sino que inclu­so “podemos construir jun­tos, sin dejar de competir”.

Sobre el desempeño de las EMPEs en los últimos meses, Ferreira precisó que existe un volumen de crecimiento ascendente registrado en los últimos meses. “El crecimiento fue de 75% en las transac­ciones entre agosto 2018 y 2019”, detalló la gerente de giros de Claro.

“Realmente, las EMPEs vinieron a incursionar y de esa manera revolucio­nar el sistema financiero y por ende el mercado en sí. Desde el momento que se genera o hay competencia es sumamente positivo para los usuarios o consumido­res finales de este tipo de servicio”, acotó por su parte Gabriel Paredes.

También podría gustarte