El dólar seguirá con la tendencia al alza

Disminución de las exportaciones incide en tipo de cambio, indican

El dólar abrió la semana en la misma línea en la que había cerrado el día viernes. Ayer, el tipo de cambio cerró en G. 6.330 y la tendencia al alza de la moneda extranjera parece no acabar nunca a pesar de los esfuerzos que ha hecho el Banco Central del Paraguay (BCP) a lo largo del año a través de sus intervenciones en el mercado vendiendo dólares al sector financiero.

Los analistas económicos Rubén Ramírez Lezcano y Luis Petersen coincidieron en su análisis en que la baja de las exportaciones en el año –en total -8% a setiembre- fue, a nivel interno, el motivo que más incidió en el aumento del valor del dólar con respecto a la moneda local, ya que con esto existe un menor ingreso de la divisa al país y, por ende, una menor oferta.

Tanto Ramírez como Petersen destacaron que ante la incertidumbre que genera a nivel internacional la guerra comercial entre Estados Unidos y China, los agentes económicos se resguardan en el dólar y esto genera un “estancamiento” de los dólares en cuentas bancarias que no circulan.


Ambos minimizaron el efecto que pueda tener una eventual nueva reducción de tasa de referencia de la Reserva Federal de Estados Unidos, ya que la incertidumbre que gira en torno a la guerra comercial es muy grande y anularía los efectos de cualquier medida adoptada por la Fed.

“Una disminución de la tasa de la Reserva Federal implica la necesidad que tiene Estados Unidos de rehabilitar su economía. Sin embargo, hasta que no haya una clara decisión de Estados Unidos y China de resolver su conflicto, la gran mayoría de los capitales están reacios a hacer inversiones, por lo tanto la circulación del dólar se ha estancado”, indicó Rarmírez Lezcano.

También expresó que la falta de efectividad del Gobierno en la ejecución de las obras también repercute sobre el tipo de cambio ya que hace que los dólares del financiamiento externo multilateral queden “estancados”, en el Banco Central del Paraguay.


Al principio del semestre hubo un incremento en las importaciones, producto en la confianza que tuvo el mercado en un repunte de la economía. Si bien las importaciones volvieron a bajar despúes de eso, según Ramírez Lezcano esto también incidió en el alto valor del dólar, ya que también “fueron dólares que salieron del país”. La incertidumbre regional que generan las próximas elecciones en Argentina es otro elemento a tener en cuenta en el análisis.

 

También podría gustarte