Educación es clave en el negocio de tarjetas

Sin manejo correcto hay riesgo de sobreendeudamiento, advierten

La semana pasada salió a flote la discusión acerca de una posible propuesta de modificación de la ley de tarjetas a partir de una presentación del diputado colorado Carlos Núñez Salinas. La idea sería eliminar el tope actual de intereses para volver a utilizar la limitación de la tasa usuraria, con lo que se volvería al orden del 38%.

Sobre esto, el secretario ejecutivo de la Estrategia Nacional de Inclusión Financiera (ENIF), indicó que ve con buenos ojos una eventual modificación de la ley ya que con esto muchas de las personas volverían a tener la chance de realizar transacciones con plástico y estar dentro del sistema financiero formal.

Sin embargo, hizo la salvedad de que volver a las tasas originales implicaría necesariamente un gran despliegue de educación financiera en todos los ámbitos para que se pueda utilizar el servicio de manera correcta. Puntualizó que no se debe utilizar mucho más de lo que se pueda pagar y que la gente debe ser consciente de eso.

Subrayó que bajar las tasas como se hizo en 2015 con esta normativa, los bancos dejaron de otorgar el servicio a muchos usuarios considerados “más riesgosos”, por las altas posibilidades de quedar sin retorno de esas líneas de crédito, a su vez por una falta disciplina y responsabilidad que existe en el país a la hora de utilizar este tipo de herramientas.

“Tenemos que trabajar seriamente, estamos elaborando la estrategia para ir a los colegios, a las organizaciones sociales, entes públicos, y otras instituciones haciendo charlas y capacitaciones de tal manera a que puedan mejorar su perfil de consumo y no sean vulnerables”, dijo Ruiz Díaz.

Además, recordó que ahora existe una comisión nacional de inclusión financiera que es presidida por el ministro de Hacienda y en el que participan otras instituciones. El trabajo de este ente será fundamental en el acompañamiento de los trabajos de educación financiera que se requieren en la sociedad para que todas las partes puedan ser beneficiadas con la eventual modificación de la normativa vigente en la materia.

PLAN CURRICULAR
Cabe destacar que corresponde a la ENIF la implementación de la educación financiera como parte del plan curricular en los colegios y escuelas del país. Sobre este, Ruiz Díaz dijo que el proyecto sigue en pie pero que hay un problema con los horarios establecidos para las clases actualmente ya que esto implicaría la eliminación de otras materias que forman parte de la malla curricular.

“Lo que se está haciendo en ese sentido son programas de capacitación para docentes para que de manera lúdica incluyan en algunas materias la educación financiera. Estamos en una etapa de cierre de año y las escuelas están con otros temas pero no obstante hay una buena aceptación y muchas instituciones están pidiendo las capacitaciones de igual manera”.

DEBATE
Si bien la propuesta no está socializada aún, distintas son las opiniones que se hicieron notar a través de los medios de comunicación y las redes sociales. Por un lado, están los que consideran que sería negativo volver a tasas más altas porque serían tasas “usurarias” y por otro lado la postura de que sería una forma de que los usuarios que perdieron el servicio vuelvan a él.

Según se puede observar de manera clara en el gráfico de arriba, entre 2015 y 2016 (primer año de aplicación de la ley de tarjetas) la cartera de tarjetas de crédito se redujo 12,8%. Sin embargo, a partir del 2017 con la reestructuración de las empresas en cuanto al otorgamiento del servicio (exclusión de unas 350.000 personas), la misma volvió a crecer. El proyecto se trataría el año que viene ya que está en plena discusión la ley del presupuesto general y los legisladores están trabajando en eso.

También podría gustarte