Fernández no asistirá a asunción de Lacalle Pou

El presidente de Argentina declinó su participación

El presidente argentino, Alberto Fernández, confirmó que no asistirá a la asunción de Luis Lacalle Pou el próximo 1° de marzo en Montevideo y tampoco se reunirá con su par brasileño, Jair Bolsonaro.

Fernández había dejado entrever la semana pasada, a través de una entrevista a Radio Rivadavia, que no tenía certeza sobre su asistencia, algo que se terminó confirmando según informó Clarín.

El día que Lacalle Pou asume como primer mandatario uruguayo, Fernández deberá encabezar la apertura de sesiones ordinarias del Congreso argentino.
Este sábado, en una entrevista al canal C5N, Fernández sostuvo que “lamentablemente el 1° de marzo no voy a poder viajar a la asunción de Lacalle, pero espero poder viajar en los próximos días a saludarlo y a visitarlo”.

RESPALDO NACIONAL
“Es el presidente electo de un querido país como Uruguay y quiero verlo, por supuesto, pero no voy a poder estar el 1°, lamentablemente”, expresó el mandatario.

En cuanto a la reunión propuesta por Bolsonaro para ese mismo día, señaló: “Con el presidente de Brasil vamos a ver cuándo podemos encontrarnos. Yo siempre estoy dispuesto”.

El miércoles, durante la visita del canciller Felipe Solá a Brasilia, se comunicó la posible primera cita Bolsonaro-Fernández, que en sus diferencias han tenido palabras muy duras el uno para con el otro. El encuentro que tuvo el presidente brasileño y el canciller argentino supuso el deshielo en las relaciones entre ambos países.

El expresidente y senador del Movimiento de Participación Popular, José Mujica, opinó sobre el presidente electo Luis Lacalle Pou: “me da la impresión de que el presidente nuevo no confía en nadie y se mete en todo”.

Además, el popular político agregó: “no es que le vea poca vida, me parece que empieza a haber una confusión, que gobernar es mandar, y gobernar no es mandar. Autoridad no es autoritarismo, pero ojalá que me equivoque, todas estas son cosas que aparentemente se empiezan a percibir, ojalá que me equivoque”.

Mujica dijo que no quiere una polarización en su país.


También podría gustarte