Construcción de nuevas unidades de salud genera mano de obra

El avance de las nuevas Unidades de Salud de la Familia (USF) en Central y Alto Paraná, financiadas por la Itaipú Binacional, ha permitido mantener activos los puestos laborales y dinamizar la economía en el sector de la construcción durante el tiempo de la cuarentena sanitaria implementada en el país para frenar la expansión del Covid-19. Desde la entidad informaron que con esto apuntan a generar fuentes de trabajo, contando así con más de 2.000 vacancias.

Las obras siguen su marcha bajo estrictas medidas de seguridad sanitaria, conforme lo pudieron constatar el director de Coordinación de Itaipú, Miguel Gómez, y el fiscal de obras Emilio Fretes, durante un recorrido realizado en las ciudades de Capiatá, San Lorenzo y Luque.

En cuarentena y pese a cuestiones logísticas, avanza la construcción de un total de 42 USF en Central y Alto Paraná, y para inicios de agosto se tiene previsto inaugurar las primeras 4 unidades, 2 en cada uno de los departamentos citados.

De esta manera, los obreros han mantenido sus puestos laborales, asegurando el sustento diario de sus familias, remarcó el director de Coordinación de la Margen Derecha de la Binacional, al tiempo de señalar el efecto multiplicador que tienen este tipo de inversiones en infraestructura.

“Tuvimos la simultaneidad con la pandemia, tropezamos con algunos problemas de logística, pero fueron superados y podemos decir que nunca pararon las obras, que fueron continuas, y eso permitirá que concluya este año, brindando un gran beneficio para las comunidades”, refirió el director Gómez.

La USF “Del Progreso”, situada en el Asentamiento Villa El Salvador, de la ciudad de Capiatá, es una de las que ya está en marcha, logrando un 22% de avance. Las obras iniciaron en enero y se prevé su finalización para agosto de este año.

Emilio Fretes, fiscal de obras de la Dirección de Coordinación, dijo que el avance de los trabajos va conforme al calendario fijado con la empresa contratista.

El recorrido técnico incluyó además a las USF “Barrio San Juan”, de San Lorenzo; USF “Isla Bogado” y USF San Miguel “Mora Cué”, de Luque.

Itaipú prevé una inversión superior a G 58.000 millones en las 42 nuevas USF, posibilitando la generación de más de 2.000 puestos de trabajo, en forma directa e indirecta. Más de 68.000 pobladores de Alto Paraná y Central serán beneficiados con los nuevos centros asistenciales.

Estas obras se suman a las 18 Unidades de Salud de la Familia construidas por Itaipú en Concepción y San Pedro, como parte del apoyo que la Binacional brinda al Gobierno Nacional para fortalecer la atención primaria de la salud en Paraguay.


También podría gustarte