Dulce pasión une a hermanas en proyecto

Piccolo Cakes

Juan Martínez Castillo
[email protected]

Daniela y Manuela Ochipinti son hermanas que desde pequeñas fueron cómplices a la hora de crear cosas, y esa gran imaginación la fueron volcando a la cocina, sector en el que hoy se especializan y razón por la que nació el emprendimiento denominado Piccolo Cakes.

Según Manuela, tras descubrir esta pasión, eligieron la idea de trabajar en conjunto y meterse de lleno. “A nuestra familia siempre le gusto cocinar, más aún hacerlo para la gente, que es como dar un poco de cada uno a los demás, por ello, quisimos compartir lo que nos gusta y llegar a nuestros clientes con nuestras creaciones”, afirmó. Piccolo Cakes nació en 2012 por idea de Daniela de tener un trabajo propio. A medida que sus pedidos aumentaban necesitó ayuda para cumplir con los pedidos y acudió a su hermana. “Hasta el día de hoy trabajamos juntas para que esto siga creciendo”, expresó.

Aseguran que tiene un producto único, pues sus cupcakes son personalizados y cuestan G. 12 mil cada uno. Daniela indicó que sus productos son para hombres y mujeres que buscan sorprender a alguien con un regalo personalizado, o bien, festejar un cumpleaños decorando la mesa con dulces personalizados.

La inversión se realizó gradualmente, comprando elementos básicos de consumo y otros para la cocina; el monto alcanzó un aproximado de G. 1,5 millones. Desde el inicio notaron un aumento en su cantidad de clientes y fueron variando sus productos en relación a los diversos pedidos que recibían. Para el nombre buscaron algo con raíces de su familia que es de origen italiano. Piccolo viene del italiano y significa pequeño, Cakes proviene del inglés y significa tortas.

 

 

 

 

 

Daniela manifestó que reflejan la creatividad en todos los ámbitos posibles. “Los cupcakes son personalizados, los consumidores eligen el sabor y los rellenos. Usamos ingredientes frescos, el fondant y los cupcakes son producidos a base a recetas caseras que fueron evolucionando con el tiempo”, indicó

CAMBIOS EN CUARENTENA

Las hermanas se dividen los trabajos, Daniela se enfoca en los toppings personalizados de fondant y de difundir material en redes sociales, mientras que Manuela en los cupcakes. El periodo de cuarentena las llevó a fortalecer el servicio de delivery.

Como principal desafío encuentran la fuerte competencia en la gastronomía, que considera que se ha multiplicado con la cuarentena. A futuro, la intención es aumentar su producción, adquiriendo un horno industrial, impresora para papel de arroz y un espacio más amplio para trabajar.

Para finalizar, las hermanas dijeron que emprender conlleva un camino riesgos y las cosas no siempre salen como unas espera pero la clave está en seguir el camino hasta encontrar un balance. “Siempre se debe seguir la línea de ofrecer algo único, que te haga diferente”, indicaron.

Datos:

Facebook: Piccolo Cakes                       Instagram y Twitter: @Piccolocakes
Mail: [email protected]             Contacto: (0984)927-927


También podría gustarte