Pasión por la cocina con toques dulces

Alto Bakery

Juan Martínez Castillo
[email protected]

Un joven estudiante tenía grandes anhelos de formarse en el extranjero, sin embargo, no tenía el dinero suficiente para hacerlo. Es por eso que empezó a buscar ideas para generar ingresos alternativos y, fue así nació que Alto Bakery, una pequeña empresa que se especializa en recetas dulces.

El emprendedor Fabian Frutos, dijo que gracias a este negocio pudo viajar a España en donde también se le dio la oportunidad de trabajar en un Hotel en las Islas Canarias. Posteriormente, volvió al país con ganas de continuar con su emprendimiento para aplicar todo lo que había aprendido. “Retome esto para dedicarme a lo que siempre me gusto, e intentar vivir haciendo lo que considero mi pasión y mi vocación”, sostuvo

Frutos desarrolló una pasión por la gastronomía desde pequeño por lo que en el año 2016 decidió inscribirse a un instituto para capacitarse. Fue gracias a sus maestros que finalmente se percató que lo suyo realmente era la repostería. El emprendedor indicó que sus platos van dirigidos a aquellos que gustan de lo dulce pero que, sin embargo, buscan un equilibrio de sabores.

CAMBIO
A inicios de este año decidió realizar un cambio al concepto y la idea de Alto Baker para definir un nuevo norte de su negocio. “Primeramente lo veía como un ingreso extra. El emprender no era una cuestión de solo negocios, sino poder desarrollar la creatividad en algo que me gusta que es ofrecer productos que en su elaboración no cuenta con procesos industriales y ser parte de todo el proceso, desde la creación de las recetas, la elección de los insumos, la elaboración y hasta la entrega del producto”, indicó.

PRODUCTOS
Entre productos más solicitados se encuentran la torta 3 Leches, que se presenta en dos tamaños, de 1,3 Kg a G. 95 mil y de 1,6 Kg a G. 120 mil.  Mientras que, entre sus platos principales destaca también el Cheesecake NY de 1,1 Kg a G. 90 mil.

Fabian buscaba tener participación en cada una de las partes involucradas. “Quiero vivir todo eso porque es lo que me gusta, con lo que disfruto y a la vez que también las personas puedan disfrutar de ello”, indicó.

INVERSIÓN
Para dar inicio al proyecto, se realizó una inversión de G. 10 millones para desarrollar la marca y la compra de equipos y utensilios. A lo largo del tiempo, buscan seguir innovando en productos, como lo son las tortas y cheesecakes.

El nombre nace con la idea y el objetivo a donde quieren llegar “Alto”. En la empresa trabajan hoy día dos personas, Fabian, y su pareja Rossana González, quien se encarga de lo relacionado a la comunicación y redes sociales de la empresa. Al mismo tiempo, indicó que en momentos de necesidad recibe un gran soporte de su familia, María Marta Frutos, su hermana, Marta Cárdenas, su madre, y Néstor González, gran amigo que es participe desde sus inicios.

FORTALEZA
Como fortaleza, el emprendedor indicó el hecho de estar involucrado en todos los procesos, desde la compra de insumos hasta la entrega del producto y resaltó que el desafío hoy día es el de competir con otras opciones que hay en el mercado. El plan a futuro es el de manejar un local propio y aumentar su capacidad de producción con instalaciones más importantes.

Para finalizar, Fabián indicó que emprender conlleva un riesgo como en cualquier otro trabajo pero se asume el riesgo de satisfacer a un sector y al mismo tiempo llenarse a sí mismo. “Emprender es difícil pero no imposible, tomando todos los recaudos necesarios podemos llegar a ser nuestros propios jefes disfrutando cada día de lo que hacemos”, finalizó.

Facebook: Alto Bakery          Instagram: @altobakery
Contacto: (0981) 418.072          Correo: [email protected]


También podría gustarte