Será difícil para el Reino Unido excluir a Huawei, según cifras

Bloomberg

El Reino Unido está repensando el cauteloso acceso de Huawei Technologies Co. a las redes móviles de quinta generación del país. Alejarse del gigante tecnológico chino no será fácil ni barato.

La creciente tensión con Pekín ha llevado al Gobierno del primer ministro, Boris Johnson, a buscar alternativas creíbles a las antenas, enrutadores y equipos de conmutación de Huawei, informó Bloomberg el miércoles. Eso podría congraciarlo con Washington, que ha instado a sus aliados a prohibir el acceso de la compañía.

Sin embargo, operadores británicos ya están construyendo redes 5G con Huawei. Para cualquier otro proveedor, incluso los grandes rivales europeos de Huawei como Nokia Oyj y Ericsson AB, será difícil llenar el vacío.

35%

Autoridades de inteligencia quieren que el Gobierno haga que las redes británicas sean menos vulnerables al espionaje y al sabotaje de servicios e infraestructura. Para este fin, el Gobierno ha establecido medidas para reforzar la seguridad y la supervisión de las cuatro redes móviles: EE de BT Group Plc, Vodafone Group Plc, Three UK de CK Hutchison Holdings Ltd. y O2 de Telefónica SA.

Las normas deben llegar al Parlamento a fines de este año para aprobación. Sin embargo, varios legisladores del propio partido de Johnson se rehúsan, diciendo que Huawei no debe tener ningún rol en 5G.

Eso provocaría un impacto en la cadena de suministro de telecomunicaciones del Reino Unido. El proveedor chino ya representa aproximadamente 35% de las antenas que transmiten señales utilizando la tecnología 4G actual. Con BT, la compañía telefónica dominante del Reino Unido, es más de la mitad.

2023

Desde que lanzaron los servicios 5G en Gran Bretaña, Huawei ha aumentado aún más su control. La mayoría de las antenas 5G utilizadas por BT y Three son de Huawei y la compañía china también representa una gran parte de la nueva red de Vodafone. Las redes 5G están lejos de estar completas, y la industria está lista para instalar más equipos de Nokia y Ericsson más adelante. Pero la ventaja inicial de Huawei hace que sea más difícil y costoso dar marcha atrás ahora.

No todo ha funcionado como esperaba Huawei. Preocupa a autoridades de seguridad del Reino Unido el riesgo de que los sistemas de Huawei puedan ser controlados por piratas informáticos o Estados hostiles y están tratando de garantizar que su equipo no pueda acceder al “núcleo” más sensible de las redes móviles, la parte donde se recopilan los datos para ser procesados y redistribuidos. BT cambiará el núcleo de la red EE de Huawei a Ericsson antes de 2023. Otros operadores dicen que no usan Huawei en el núcleo.

500 millones de libras

BT dijo en enero que el límite de 35% impuesto para 5G y equipos de banda ancha de fibra costará 500 millones de libras (US$624 millones). Ese es parcialmente el precio de desinstalar y reemplazar gran parte del equipo subyacente Huawei 4G heredado cuando compró EE.

La prohibición total de la tecnología 5G de Huawei multiplicaría esos costos en todo el sector e inflaría el gasto en adquisiciones, reduciendo la competencia y dejando efectivamente la porción del mercado de Huawei solo para Ericsson y Nokia, según un estudio encargado por el grupo Mobile UK.


También podría gustarte