El presidente del BNF niega ser el administrador de cuentas de Leoz

Tras la denuncia y pedido de
extradición presentada por la Justicia americana contra Nicolás Leoz, ex
presidente de la Conme­bol, acusado de recibir sobornos de empresas de
marketing para firmar y renovar contratos de de­rechos de televisación de
fútbol y de sobornos para la elección de sede de los próximos dos mundiales de
fútbol en Rusia y Qa­tar, se levantan denuncias internas que envuelven a
estamentos como la Se­cretaría de Prevención de Lavado de Dinero (Sepre­lad).

Fuentes indican que Leoz no podría explicar el ori­gen
de gran parte de su patrimonio, pero que las autoridades competentes nunca han
cuestionado al respecto.

Además, indican que el licenciado Carlos A. Pe­reira,
presidente del Ban­co Nacional de Fomento y director de Servicont Consultores,
sería quien se encargaba de las cuentas de Leoz.

Servicont Consultores, que presta servicios con­tables,
auditoría e im­puestos, funciona en el séptimo piso del mismo edificio donde
funcionan las oficinas del Banco do Brasil en Asunción, en las intersecciones
de las ca­lles Nuestra Señora de la Asunción y Oliva, y que se­gún nuestras
fuentes sería propiedad de Nicolás Leoz, lo cual fue confirmado por el propio
Carlos Pereira en comunicación telefónica con el
diario 5días.

Sin embargo, el presiden­te del Banco
Nacional de Fomento negó de manera tajante cualquier vínculo laboral o
comercial con Ni­colás Leoz a quien, aunque sí dice conocer y apreciar, puesto
que fue compañero de colegio de su padre, en el Colegio Nacional de la Capital,
indicó.

“Yo tengo mi consultora de auditoría impositiva en el
edificio del Banco do Brasil, pero no soy asesor impositivo del señor Leoz. Yo
tengo una oficina hace más de cinco años allí”.

Pereira también indicó que debido a sus funciones al
frente del banco estatal, es su esposa quien actual­mente se encarga de la
consultora, a pesar de que el portal de Servicont reza que “Actualmente el estu­dio
es dirigido por Carlos A. Pereira, quien cuenta con una vasta trayectoria en el
campo de las finan­zas, administración de empresas, contabilidad, impuestos y
auditoría, es especialista en antilavado de dinero, miembro cer­tificado de la Association
of Certified Anti-Money Laundering Specialists”.

DENUNCIA

La denuncia de la fiscal general de EEUU, Loretta Lynch,
contra dirigentes de la Federación Internacional del Fútbol Asociado también
figura la acusación contra los jefes del deporte en diez países sudamericanos
por presunto cobro de sobornos por la adjudicación de los derechos comerciales
de las próximas cuatro ediciones de la Copa América.

En la denuncia de Lynch afirma que la empresa Da­tisa
pagó 100 millones de dólares para sobornar en 2013 a los presidentes de las
asociaciones nacionales de fútbol de los diez países que integran la
Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol).

Los pagos habrían aconte­cido en 2013: 20 millones por
la firma del contrato y otros 20 millones por cada edición de la Copa América
de Chile 2015 -que comienza el mes próximo-, EEUU 2016 -que se celebrará en
forma ex­traordinaria para celebrar el centenario del trofeo-, Bra­sil 2019 y
Ecuador 2023.

El dinero se habría repar­tido
así. Unos 15 millones habría recibido el entonces presidente de la Conme­bol,
el uruguayo Eugenio Figueredo, uno de los siete arrestados este miérco­les en
Suiza por orden de EEUU por presuntos so­bornos en las votaciones para elegir
las sedes de los próximos mundiales de Rusia 2018 y Qatar 2022.

También podría gustarte Más del autor