Sacyr buscará recuperar 632 millones del Canal de Panamá

Sacyr reconoce que el conflicto por los sobre­costos en las obras de ampliación del Canal de Panamá no se resol­verá ‘‘a corto plazo’’.

Sacyr reconoce que el conflicto por los sobre­costos en las obras de ampliación del Canal de Panamá no se resol­verá ‘‘a corto plazo’’.

Según la última estima­ción de un experto inde­pendiente, la compañía española espera recuperar 672 millones de dólares (unos 632 millones de eu­ros) por las reclamaciones presentadas en las distin­tas instancias de arbitraje.

La cifra prevista se co­rresponde con el por­centaje del 41% del grupo español en el consorcio GUPC y el último peri­taje realizado por la fir­ma DLF Associates el pasado mes de febrero.

RECLAMOS

Según el experto, el con­tratista del tercer juego de esclusas podría recuperar hasta 1.953 millones de dólares, el 49% del total de reclamaciones pre­sentadas hasta diciembre de 2016, que ascienden a 3.953 millones. El consor­cio ya ha cobrado sobre­costos US$ 337 millones, por lo que le restaría por cobrar, si los cálculos del perito no fallan, otros 1.616 millones, de los cuales a Sacyr le corres­ponde el 41%. Éstas son las estimaciones que apa­recen en la memoria eco­nómica de Sacyr de 2016. La compañía y sus socios entregaron la obra a las autoridades panameñas en junio de 2016 y desde esa fecha la tensión entre las partes se mantiene. Por un lado, la Autoridad del Canal reclama la de­volución de los anticipos realizados al GUPC por valor de US$ 868 millo­nes, mientras que el con­sorcio liderado por Sacyr reclama que se acelere la resolución de discre­pancias en el dispute ad­judication board (DAB), momento en el que la re­solución ya es ejecutiva.

En su informe financie­ro, Sacyr reconoce que la resolución de diferen­cias es extremadamente lenta, por lo que ha so­licitado a la Cámara de Comercio Internacional, con sede en Miami, que se haga cargo de todas las reclamaciones y se elimi­ne ese paso intermedio. ‘‘El objetivo es agrupar la totalidad de las reclama­ciones’’, indica la empre­sa española.

Entre las principales diferencias destacan los sobrecostos en las com­puertas por valor de US$ 355 millones o una re­clamación de casi 1.600 millones por varias inci­dencias en el proceso de construcción.

GARANTÍAS

Según la última infor­mación disponible, Sacyr tiene depositadas garan­tías y avales en esta obra por valor de 530 millones de euros. Al comienzo de este año, Sacyr y sus so­cios (Impregilo, Jan de Nul y Cusa) tenían dificultades para renovar las garantías corporativas sobre los an­ticipos porque una parte de la banca local rechaza­ba seguir participando en el proyecto. En concreto, Banistmo y Scotia no que­rían renovar el fronting de las garantías (asegura­miento de garantías en el exterior) por valor de 300 millones, presionados por la Autoridad del Canal de Panamá, su mayor cliente en el país.

La Autoridad del Canal ha acudido este año a la Alta Corte de Londres para re­clamar US$ 300 millones dólares por la no renova­ción de las garantías cor­porativas. Sacyr y sus so­cios han pedido a la Corte de Arbitraje de Miami que adopte medidas cautelares contra la ofensiva de ACP.

También podría gustarte Más del autor