No hay rentabilidades fantásticas en negocios

Los últimos días inva­dieron los medios de co­municación rumores de que una nueva empresa se encuentra operando en el país bajo el esquema pi­ramidal o Ponzi. El diario 5días se comunicó con el economista Amílcar Fe­rreira con el fin de conocer su opinión sobre el tema.

 

CARACTERÍSTICAS

El economista mencionó que las dos característi­cas principales de estos esquemas son los altos rendimientos que ofrecen y los incentivos que dan a los inversionistas para que atraigan a más partici­pantes. Los rendimientos de estos esquemas están muy por encima de los que se presentan en el merca­do formal y los incentivos a captar más inversores vienen de la mano a pagos, premios y bonificaciones.

El economista mencionó que: “El esquema Ponzi lo que hace es pagarte los intereses con el propio dinero que aportaste por un tiempo. Por ese tiem­po uno está sorprendido, porque está convencido de que realmente la inversión funciona y que paga esos altos rendimientos. Ese convencimiento hace que esas personas le vendan esa historia a otras perso­nas que a su vez aportan y entonces el flujo de ingre­sos de dinero se va hacien­do cada vez más grande y eso permite por un tiempo pagar intereses altos. En algún momento esa cade­na se corta, ya no hay gente que entre al sistema y ahí ocurre una de dos cosas: la persona que inició el nego­cio se fuga con el capital o se declara en quiebra”.

 

RENDIMIENTOS

Ferreira también agregó: “No existen los negocios fantásticos de altos ren­dimientos en el mundo. Hoy en día el mercado in­ternacional de capitales en el cual participan muchas empresas, en cierta ma­nera transparenta cuáles son las rentabilidades en el mundo”. El economista mencionó que, por ejem­plo, los bonos del Tesoro americano a 30 años rinden 3% anual, las inversiones en portafolios de empre­sas del índice Standard and Poor’s rinden 10% anual y que ciertos fondos de in­versión como el de Warren Buffett han alcanzado ren­tabilidades del 15%.

 

CASOS EN PARAGUAY

“En Paraguay hemos te­nido varios antecedentes de gente importante y muy educada, que creyó este cuento de las opera­ciones que ofrecen altos rendimientos”, com­partió. Citando algunos, Ferreira mencionó los casos de desvíos de fon­dos de los bancos Unión y Oriental, llevados a cabo por un director del BCP y un superintendente de Bancos que terminaron en la cárcel. El economis­ta también se refirió a los casos de Cajubi y Pereira Johannsen.

“No existen los rendi­mientos fantásticos, yo creo que hoy la informa­ción disponible es trans­parente para quien quiera enterarse cuáles son los rendimientos normales en el mercado”, comentó el economista, agregando que los casos en los que se ofrecen rentabilidades muy por encima de las normales, casi siempre terminan siendo grandes estafas.

 

NÚMEROS NO CIERRAN

Representantes de D9, la empresa acusada de operar bajo el sistema piramidal, aseguran que las ganan­cias que generan provie­nen de apuestas realizadas en Betfair.

Según datos publicados por Betfair, la rentabili­dad de la empresa en el año 2016 fue del 6%, por lo tanto resulta difícil que las ganancias por medio de apuestas puedan crear un retorno del 300%, como promete D9.

También podría gustarte Más del autor