Firma dirigida por Bernardino Caballero celebra 107 años

Luz González

[email protected]

La visión de futuro es cla­ve para toda empresa que apunta a escalar hasta la cima y no quedarse abajo.

Los desafíos sin duda son parte del proceso, sobre­llevarlos y así seguir más firme que nunca determi­narán el éxito de la firma.

Llegar a celebrar 100 años con una intachable trayec­toria es el logro más deseado por muchas empresas, pero alcanzado por muy pocas.

La Azucarera Paraguaya (AZPA) se distingue por so­brepasar el siglo. El pasado 7 de julio la gran familia AZPA celebró 107 años de vida, demostrando de este modo que gracias a la cons­tante innovación, la visión de superar metas y el tra­bajo en equipo es posible lo­grar grandes satisfacciones.

INICIOS

La gran historia de la Azu­carera Paraguaya se remon­ta hacia el año 1904, donde la fábrica es adquirida de la mano de Alfonso Tranquera de los hermanos Gómez.

Los cimientos para instalar la fábrica hasta Tebicuary fueron trasladados desde San José de los Arroyos en unas 600 carretas.

Finalmente, un 7 de ju­lio de 1910 se constituye oficialmente la empre­sa Azucarera Paraguaya SA (AZPA) conformada en ese entonces por los señores: Antonio Plate, José Gómez, Juan Bosch, Marcos y Alber­to Ortlieb.

Asumiendo como primer presidente de la empre­sa el General Bernardino Caballero, destacado po­lítico y militar paraguayo, quien también estuvo al mando de la presidencia del país.

MOMENTOS HISTÓRICOS

En la actualidad, el direc­torio de la empresa se en­cuentra a cargo de Conrado Hoeckle y Jan Marc Bosch, parte de la tercera y cuarta generación, y Raimundo Pedrozo, gerente general.

AZPA ha sido parte de un sinfín de sucesos que mar­caron la historia del país, donde una vez más la em­presa debió demostrar su fortaleza y superar cada uno de esos momentos histó­ricos, como la Guerra del Chaco, las inestabilidades políticas a mediados del si­glo, como así también dic­taduras que abarcaron gran parte del siglo.

DESAFÍOS

Pero no todo termina ahí, ya que la empresa sin dudas debió pasar por varias prue­bas, que gracias al compro­miso asumido y la determi­nación de cada generación de accionistas al mando lograron sobrellevarlas vic­toriosamente.

Una de las grandes difi­cultades que tuvieron que hacer frente, y lo siguen haciendo, es el factor climá­tico, las heladas y sequías prolongadas -por la ubica­ción geográfica subtropical en la cual nos encontramos.

A esto se le suma la varia­ción cambiaria de la mone­da de los países limítrofes, lo cual en varias ocasiones hizo que el precio del azúcar se encuentre por debajo de los costos de producción.

 

 

 

CLAVE AL ÉXITO

Uno de los factores deter­minantes que ha impulsa­do -a lo largo de estos 107 años- el continuo creci­miento de la firma son los valores, como la honestidad, que es el requisito principal que deben cumplir sus 1.000 funcionarios de forma di­recta, y aproximadamente 1.500 de manera indirecta, los cuales se desempeñan arduamente dentro de la industria o en los campos productivos.

CONFIANZA DE GRANDES MARCAS

Los productos de la firma son reconocidos por empre­sas internacionales de gran envergadura, como The Coca-Cola Company, Pepsi Co, Liquid Carbonic, Whole­some Sweeteners Inc., ED&F Man, Moellhausen, Sued­zuker, Daabon y Danisco.

PROYECCIONES

Finalmente, en cuanto a los proyectos a futuro de la empresa, se encuentran enfocados en seguir con la misma línea de trabajo, que es la protagonista de los grandes éxitos obtenidos, que aspiran a seguir con las generaciones venideras.

Asimismo, apuntan a una constante reinversión y un importante crecimiento productivo a mediano y lar­go plazo.

También podría gustarte Más del autor