Los detalles del evento en el que rugieron los motores de BMW en Paraguay

Como firma destacada por su constante innovación, una vez más el BMW Roadshow 2017 marcó la agenda del equipo de Perfecta Automotores, en donde se desplegaron la fuerza de varios modelos de la serie M.

A fines de junio, en el autódromo Rubén Dumot (ex Aratirí) tuvo lugar un evento sin precedentes, que se distingue por ofrecer a los amantes de la firma alemana la oportunidad de estar al mando de los vehículos más potentes del mundo.

Los invitados pudieron sentir el placer de conducir en su máxima expresión.

La pista fue preparada especialmente para que los asistentes puedan sentir en el asfalto el rendimiento, la comodidad y la superpotencia que brinda un BMW.

EXPERIENCIA ÚNICA

“La esencia de BMW es la deportividad, los BMW serie M, que es la línea especial para los autos que tienen prestaciones deportivas superiores, son autos fantásticos y montar todo lo que nos permite la marca dentro de un ambiente controlado y seguro como es el autódromo, con gente profesional y pilotos que vienen de afuera para que la gente incluso pueda conocer más allá de los límites. Porque nosotros tenemos la posibilidad  de tener los autos en el salón, en un lindo catálogo, pero vivirlo, manejarlo, frenar, doblar, acelerar, es mucho más convincente que cualquier palabra”, expresó Fernando Casaccia, gerente de Perfecta Automotores.

IMPACTO

Este tipo de actividad que sin dudas demuestran que en el país es posible vivir una fiesta motor sin igual, marca una pauta en el mercado automotor.

“Realmente le da un realce fantástico a la marca, son eventos que tienen su inversión, pero BMW nos apoya desde nuestra oficina regional en México, esto se trabaja en conjunto, es una herramienta que tiene BMW a nivel mundial y lo hicimos nosotros en junio”.

Finalmente Casaccia destacó que la principal característica de BMW, es que se centra en la persona que lo va a manejar.

“Se centra en que la persona que se sienta detrás del volante tenga todo el control posible a mano, todo en su lugar, sentir la interacción automáquina, pero muy pensada en quien lo maneja. Es muy raro ver alguien que tenga un BMW con chofer, normalmente el que tiene un BMW lo maneja, porque le gusta”, concluyó.

 

También podría gustarte Más del autor