Agentes ven con buenos ojos posible recorte de salarios del sector público

Proyectos serán discutidos en el Congreso

En el marco del plan de contingencia contra el Covid-19 se han generado todo tipo de debates sobre la cuestión económica y uno de los planteamientos ha sido el de la necesidad de recorte de los gastos innecesarios en el Estado para esta lucha. Por ejemplo, uno de los proyectos es el del Senador Patrick Kemper (Partido Hagamos) que plantea un recorte por el plazo de tres meses del 20% para altos cargos estatales y del 10% para aquellos funcionarios que ganen más de cuatro salarios mínimos.

Si bien los proyectos deben ser discutidos en el Congreso, varios son los analistas y empresarios que han apuntado a la necesidad imperativa de alivianar la presión que ejercen los gastos corrientes y rígidos en un momento en que la Salud Pública se encuentra con una necesidad demasiado grande de recursos. También se ha planteado que se deben hacer reformas estructurales en el presupuesto y no solamente “parches” para este periodo de crisis.

Por ejemplo, los salarios de solamente dos funcionarios, que son los directores de las binacionales Itaipú y Yacyretá, Ernest Bergen y Nicanor Duarte Frutos en el caso de este gobierno, cuesta anualmente al Estado unos US$ 364.000, esto sin tener en cuenta otros rubros como gastos de representación, viáticos y vales de combustible. Por su parte, los salarios del gabinete del ejecutivo cuestan al erario público unos US$ 800.000 dólares anuales.

Agentes del mercado manifestaron que este tipo de iniciativas serían positivas para iniciar una ayuda en este momento de tanta incertidumbre y crisis económica. Así lo afirmó Carlos Biedermann, empresario y presidente de la Cámara de Anunciantes del Paraguay (CAP) quien opinó que no es justo que el sector privado, que genera los recursos genuinamente, esté haciendo un esfuerzo tan grande mientras que en el sector público no haya ningún tipo de recortes.

“Sería una buena señal. No parecería lógico que el sector privado que es el que genera el dinero lo entrega a través de impuestos a la burocracia pública, esté sin trabajar y que el resto siga cobrando. Ellos tienen que adaptarse a esta circunstancia porque de los impuestos es que sale el dinero para pagarles. Nosotros veríamos con mucho agrado que esto se ajuste a la realidad y a partir de ahora tengamos un presupuesto general de gastos mucho más equilibrado”, indicó Biedermann.

El empresario también consideró que sería importante un saneamiento definitivo del presupuesto público, lo cual se viene pidiendo hace muchos años desde su gremio. Criticó el hecho de que el mismo no prevea un fondo de reserva para contingencias para situaciones como las que vivimos actualmente, por lo que sería importante que se use el dinero que hay disponible, ajustando todo lo que sea posible. “El sistema de salud no se puede quedar sin dinero”, dijo.

Al margen, expresó que desde la Cámara de Anunciantes apoyan la decisión del gobierno de extender el plazo de la cuarentena como medida sanitaria para evitar la propagación masiva del virus. Destacó la importancia de que los ciudadanos se ajusten a las medidas del gobierno y que lo propio hacen desde sus empresas, ajustándose a los protocolos del Ministerio de Salud. Agregó que una vez terminada la cuarentena, se debe reencausar la economía de manera paulatina.

Por su parte, el exministro de Hacienda y gerente general del Banco Familiar coincidió en que sería una decisión acertada y que el recorte de salarios públicos altos es necesario en este momento e hizo hincapié en que de hecho la ley de emergencia que se promulgó esta semana otorga al presidente de la República ciertas prerrogativas para reasignar recursos sin la necesidad de obtener la aprobación del Congreso.

“Todas las iniciativas en ese sentido van a aportar para paliar esta situación. Nuestra realidad es muy compleja. Tanto yo como otros exministros hemos trabajado con el ministro Benigno López para estructurar un plan que dure entre 60 y 90 días que es lo que está en la ley de emergencia. En la misma hay un artículo que faculta al Ejecutivo a tomar decisiones para reasignar recursos, tengo entendido que lo van a hacer”, expresó.

El connotado también opinó que si esta coyuntura se extiende más allá de los tres meses, será necesario realizar reformas mucho más profundas en el Estado para poder sobrellevarla ya que lo que se ha conversado hasta el momento solo servirá para el corto plazo.


Destacadoeconomía