US$ 5 millones de perjuicio por tráfico fronterizo y despacho menor

Comerciantes reclaman medidas para volver a trabajar
Noelia Duarte
Corresponsal CDE 

Los paseros son los que dejaron de trabajar desde el día 1 de la cuarentena sanitaria y de eso ya hace más de 120 días, por ello estiman un perjuicio superior a los US$ 5 millones con los ingresos que dejaron de percibir. Son al menos 700 los que realizan el paso con el tráfico vecinal fronterizo (TVF) y el despacho menor de mercaderías.

Ahora recurrieron a un bloqueo sobre la ruta internacional como medida de presión a las autoridades nacionales, ya que, pese a varias conversaciones con los funcionarios de Aduanas y la mediación de la Gobernación del Alto Paraná, no hubo avances en la propuesta del sector que dice estar cumpliendo un estricto protocolo sanitario.

De acuerdo a lo explicado por Ever Rodríguez, presidente de la Asociación de Transportistas de Cargas Internacionales, cada trabajador deja de percibir unos G. 400 mil por día y solo en su grupo están 350 paseros. Asimismo, una cantidad similar no está agremiada e igualmente soporta los embates de las decisiones del gobierno de suspender sus actividades, como medida de prevención al avance del Coronavirus.

“Ellos nos cerraron la posibilidad de trabajar, pero los camiones de gran porte, que realizan el comercio exterior, no pararon y también cruzan al Brasil, no solo al Estado de Paraná, van a varios lugares. Nosotros solo iremos a Foz de Yguazú para traer materiales de construcción, pisos y griferías que son los productos que siempre traemos”, reclamó el dirigente.

PLANTEAMIENTOS

En las sucesivas reuniones que desarrollaron previamente, han mencionado la posibilidad de permitir el ingreso de mercaderías en camiones con capacidad de 5.000 kilos de carga, todo bajo las normas sanitarias, según un protocolo que se les asigne. En ese sentido, plantearon que cada asociación o cada trabajador que ingrese las mercaderías desde el Brasil, cumpla el trámite de desinfección de sus camiones y a la par el pago de los tributos que los habilita.

Los despachos menores son hasta US$ 2.500 de valor de mercaderías y el TVF es lo que se aplica para bienes de consumo en donde cada persona puede ingresar al país productos por valor de U$S 150 en forma mensual.

En caso que el Gobierno Nacional resuelva rehabilitar ambas modalidades de ingreso de productos desde Brasil, deben coordinar con la Receita Federal para permitir el control de documentaciones y con eso ingresar las mercaderías al territorio nacional, mediante el control cruzado que tienen entre ambas aduanas.


Destacado