La Aduana quiere salir de las sombras

Nuevo Gobierno busca la transparencia y efectivos controles

“La Aduana va a cambiar de imagen, trabajará con transparencia y se pondrán controles más estrictos, pretendemos tomar decisiones en equipo con el Ministerio de Agricultura y Ganadería y el Ministerio de Industria y Comercio”, indicó Julio Fernández Director de Aduanas.

“La línea clara que propone el Presidente Mario Abdo Benítez es la transformación de las Aduanas, somos conscientes que esos cambios pueden generar algunas crisis, pero estamos preparados y sabremos afrontar los problemas”, acotó.

Resaltó que a corto plazo van a empezar a cambiar la imagen negativa que actualmente posee dicha institución además trabajarán en el análisis de gestión de riesgo, fiscalización y controles más eficientes.

TRANSPARENCIA
“Abrir las puertas de la Aduana para que la opinión pública y la prensa conozcan que sucede adentro es una forma de transparentar la institución”, refirió.
Mencionó que existe una petición de la Dirección Nacional de Aduanas al Viceministro de Tributación para que se conformen equipos y vayan a hacer los controles en los lugares claves, expresó que desean ser controlados.

TRABAJO EN EQUIPO
“Se trabajará muy de cerca con el Ministerio de Industria y Comercio y con el Ministerio de Agricultura y Ganadería ya que dichos sectores son los más afectados por la problemática del contrabando e informalidad, sobre todo en el frutihortícola”, expresó.
Indicó que pretenden trabajar en equipo, proyectar y que ya no sea una isla la Dirección Nacional de Aduanas.

CONTRABANDO
“Para frenar el contrabando se debe poner controles más estrictos que darán más trabajo. Habrá nuevas cabezas en el Departamento Técnico Aduanero de Vigilancia Especializada (Detave), que tengan capacidad de crear estrategias más eficientes”, dijo.

Además acotó que para los que ingresan con mercaderías fraudulentas y los que dejan pasar las mismas, buscarán que tengan una sanción importante porque daña la producción interna.
Concluyó diciendo que se necesita tomar decisiones en conjunto, mejorar significativamente los controles y recibir apoyo no solo en la frontera seca sino también en los ríos con la armada.