Clase dirigente italiana debilitó institucionalidad

Por José Zalazar
[email protected]

Italia es uno de los países europeos con sistema de gobiernos más complejos del poderoso bloque de la Unión Europea. Actualmente la península itálica se encuentra en medio de una seria crisis política que ya se transformó en una económica, he aquí algunos tópicos para entender la intrincada trama.


Italia es un país muy rico pero sobreendeudado, de hecho su deuda soberana asciende al 130% de su PIB en Paraguay es sólo el 20% del PIB señaló Marcello Lachi, analista político italiano residente en Paraguay. A lo anterior se le suma el hecho de que el bloque europeo está muy interrelacionado por lo que la crisis repercutió casi de inmediato en las bolsas de Milán, España y Alemania con fuertes caídas en los mercados.
“El esquema sería el siguiente: El presidente italiano no es electo por voto popular como en Paraguay, lo eligen 1.200 autoridades entre parlamentarios. Este Presidente debe elegir un primer ministro de reserva que debe conformar un gabinete que es fijo, es decir ni el Presidente puede remover, por lo que así es como surgen los conflictos políticos que desembocan en graves crisis, de hecho en 72 años tuvimos 65 primeros ministros, aunque últimamente estamos mejorando, ahora al menos duran más de un año en el cargo”, manifestó el experto. Mediante una moción de confianza o desconfianza los dos principales partidos de Italia que son la liga del Norte y la liga 5 estrellas pueden dar el ascenso o caída de Gobiernos.
Giuseppe Von Berger, ex componente del equipo político de Benedetto “Bettino” Craxi ex Primer Ministro de Italia indicó que la clase dirigente actual carece de liderazgo para que Italia tenga un Gobierno sólido y por ende una institucionalidad funcional.
“El problema es que así como están las cosas actualmente Italia no tiene un panorama favorable y cuando esto ocurre surge el populismo como respuesta política lo que empeora aún más las cosas”.

También podría gustarte Más del autor