El pan paraguayo en jaque

PRECIOS BAJOS LIMITAN A LA PRODUCCIÓN NACIONAL DE TRIGO

Por Dallas Hug De Belmont

La inversión en investigación y desarrollo de nuevas biotecnologías es un clave para aumentar la producción de cualquier cultivo y mantener una oferta competitiva a nivel internacional. El retorno de esta inversión es visible en la producción de trigo paraguayo, que después de la implementación del proyecto “Fortalecimiento de la Investigación y Difusión del Cultivo del Trigo en el Paraguay” en el año 2003, aumentó el rendimiento por hectárea cultivada en un 52% en relación al periodo anterior. Aún así, las mejoras en rendimiento generadas por la investigación no son suficientes para contrarrestar el efecto del bajo precio internacional del trigo.

PROYECTO

“Fortalecimiento de la Investigación y Difusión del Cultivo del Trigo en el Paraguay” fue un proyecto iniciado a través convenio entre el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), y la Cámara Paraguaya de Exportadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco) en el año 2003, que tenía como objetivo desarrollar la tecnología adecuada para la región norte del país y actividades asociadas de difusión para capacitar agricultores interesados. Producto del trabajo de investigación, el Paraguay ya cuenta con más de diez variedades de trigo lanzadas, afirmó Héctor Cristaldo, vicepresidente del Inbio y titular de la Unión de Gremios de la Producción. Las variedades paraguayas de trigo tienen alto potencial de rendimiento, adaptación a altas temperaturas, sequías frecuentes, precocidad, resistencia a principales enfermedades y mejor calidad industrial apta para exportación.

EVOLUCIÓN

A partir de la implementación del proyecto, en el periodo entre los años 2003 y 2012, el área de cultivo aumentó en un 113%, y la producción nacional creció en un 223% en relación al periodo anterior que abarca los años 1997 a 2002. Desde la puesta en marcha del proyecto, los cultivos pasaron de producir en promedio 1,533 ton/ha, a 2,335 ton/ha de trigo, equivalente a un aumento del 52%, según datos de la Capeco. El precio internacional del trigo también aumentó a la par que la producción nacional, subiendo de un precio promedio de 109,01 US$/ton en el periodo 1997-2002, a 206,80 US$/ton en promedio en el periodo 2003-2012, equivalente a un cambio del 90%, según datos históricos del BCP. En el año 2013, el precio del trigo tuvo un descenso brusco de 25%, llegando a los 237,89 US$/ton, lo cual conlleva a una disminución de la producción anual de 1.500.000 ton a 701.439 ton, una reducción de 53%. La producción vuelve a subir a partir del 2014, pero el precio ha permanecido con una tendencia descendiente hasta el 2016, según los últimos datos del BCP. “Lastimosamente los precios del trigo no estuvieron buenos en los últimos años y eso disminuyó la producción”, menciona Cristaldo. “Los costos son altos, entonces la rentabilidad del trigo es negativa. En los últimos años se hace el cultivo en rotación, pero fue disminuyendo, al igual que el maíz, por el tema del precio”, añadió Cristaldo.

BAJOS INGRESOS

En el periodo 2013-2016, el área sembrada comprende 549.041 hectáreas en promedio, un aumento del 26% en relación al periodo 2003-2012, y la producción de trigo promedio alcanza 1.190.651 toneladas. Aun así, el ingreso medio de los productores desciende en un 18%. La disminución en el rendimiento por hectárea explica un 37% de la baja de ingresos, mientras que el descenso de los precios internacionales explica otro 37% de la baja. “Ahora parece que hay problemas en Estados Unidos con su trigo y puede que eso haga repuntar los precios en nuestra región, pero lo veo muy difícil”, dice Cristaldo. “El trabajo de investigación se está haciendo, hay una inversión de muchos años, se mantiene y se va a seguir trabajando en eso porque Paraguay pasó de 100% importador de trigo, a autoabastecerse en los noventa y luego empezar a exportar. Somos el único país con clima subtropical en el mundo que es exportador de trigo”, concluyó Cristaldo.

 

 

 

También podría gustarte Más del autor