FORMA: Un negocio fundado con madera de estilo e innovación

Lorena Barreto
[email protected] 

Todo empezó con un viaje por Europa. Allí conoció de cerca el ni­cho y rápidamente se interiorizó con capaci­taciones que le permi­tieron dar sus primeros pasos en el mundo de los negocios con un em­prendimiento propio. Helce David Melgarejo es un diseñador indus­trial que fue premiado con una idea que le dio respuesta a su anhelo de expresarse por me­dio del arte, cosa que no podía estando en una empresa.

UNA IDEA CON FORMA
Con su negocio “For­ma” se dedica a crear originales accesorios como carcasas en ma­dera natural, lentes de madera, billeteras en cuero con detalles en madera y blocks con tapa de madera. “Creo que decidí emprender porque tenía muchas cosas que expresar en la cabeza, muchas ideas y proyectos que estando en una empresa no po­dría concretar”, confesó Helce, en entrevista con 5días.

Siempre se sintió atraí­do por crear y jugar con materiales. Esta vez con un sueño a cum­plir, la madera fue la aliada perfecta para rentabilizar su idea de ne­gocio. “Pienso  que en Paraguay tene­mos un montón de ma­teria prima que no in­dustrializamos. Todo va afuera, se industrializa, y vuelve al país como producto final para el consumo. Esto influyó en la decisión de que crear objetos y muebles en madera nacional era rentable”, precisó. El concepto del negocio está enfocado en los jóvenes que buscan calidad e in­novación en los productos, explicó.

Recicló varias herra­mientas que tenía en un depósito donde actual­mente está instalado el taller de fábrica. Inicial­mente invirtió US$ 10 mil. Posterior a eso, jun­to con un socio, invirtió otros US$ 40 mil para la compra de más maqui­narias. Son dos personas las que crean y hoy están en búsqueda de un ayu­dante de taller.

PRODUCTOS
Los productos más vendidos son las carca­sas para celulares, los cuales están disponibles para todos los modelos de iPhone y demás mar­cas de gama alta. Estas tendrían un costo de G. 150 mil. Otra tendencia captada por Forma son los lentes de madera, que tienen un costo de G. 500 mil.

EVOLUCIÓN
“En este corto tiempo creo que la evolución fue grande, más de la que esperaba. Al principio no tenía bien marcado los objetos que iba a pro­ducir, después surgie­ron algunos productos, como las carcasas para celulares, que fue con lo que empezó todo”, reco­noció luego de expresar lo sorprendido que se siente con la evolución que tuvo el negocio en menos de 4 años.

“Hay que tener pasión y una visión clara en lo que se va a emprender”, dijo y afirmó que un equipo de trabajo es fundamen­tal para el crecimiento de una empresa.

También podría gustarte Más del autor