LA NUEVA SOCIEDAD ANÓNIMA EN PARAGUAY

Francisco Viveros Machuca - Abogado - Notario

El régimen de acciones societarias en la legislación paraguaya se encontraba desactualizado en cuanto a las prácticas internacionales tendientes a la prevención del lavado de dinero. Nuestro sistema permitía aún la existencia de acciones “al portador” en las sociedades anónimas, lo que iba de contramano con las recomendaciones de los organismos internacionales. La existencia de este tipo de acciones hacía que la tarea de individualización del beneficiario final de tales títulos fuese tarea difícil para las autoridades.

Es así que la Ley Nº 5.895/17 “QUE ESTABLECE REGLAS DE TRANSPARENCIA EN EL RÉGIMEN DE LAS SOCIEDADES CONSTITUIDAS POR ACCIONES” se encarga de eliminar las acciones “al portador” y de fijar nuevas reglas, estableciendo una nueva situación en cuanto a las sociedades anónimas en nuestro país.

El nuevo marco legal impone la modificación de los estatutos sociales de pleno derecho, lo que significa que no se deberá realizar asamblea extraordinaria para pasar de acciones “al portador” a acciones “nominativas”. El accionista tenedor de las acciones “al portador”, o sea el propietario de las mismas, tiene un plazo de 24 meses para canjear estas acciones ante el directorio, debiendo este último reimprimírselas ya a titulo nominativo, realizando las comunicaciones requeridas a la Abogacía del Tesoro.

Las sanciones que impone la Ley ante la falta del canje y de las comunicaciones a la Abogacía del Tesoro, incluyen la prohibición para operar ante entes financieros, el bloqueo del RUC y sanciones económicas administrativas.

El nuevo sistema, en principio, no importa un gasto operativo alto para las sociedades, por lo que podría aplicarse a corto plazo sin muchos obstáculos. La clave está en exigir a los socios el canje, y comunicar cualquier transferencia de acciones de ahora en adelante.

También podría gustarte Más del autor