Paraguay no se verá afectado ante pedido de restricción de lácteos

Brasil quiere excluir a la leche de la lista de produc­tos del Mercosur beneficia­dos con el comercio libre –como ya ocurre con el azú­car o el segmento automo­tor–, como forma de “ter­minar con las distorsiones en el mercado brasileño provocadas por las impor­taciones desde Uruguay”, y para ello realizará un estudio. Ante esta situa­ción, Paraguay no se verá afectado.

La amenaza no es menor. En 2016 Uruguay exportó US$ 346 millones a ese mercado (60% del total) en productos lácteos, y fue un amortiguador –tras la salida de Venezuela– para la crisis de la leche­ría uruguaya. Brasil paga precios superiores al resto de los mercados interna­cionales, donde Uruguay, además, paga el costo de no contar con tratados de libre comercio como en China, donde ingresan competidores directos como Nueva Zelanda o Australia.

El planteo de Brasil res­pecto a cuotificar el in­greso de lácteos urugua­yos no es nuevo y data de siete u ocho años atrás. La posición de Uruguay ha sido siempre de rechazo a esa posibilidad. Sin em­bargo, Argentina aceptó en 2009 que Brasil ponga un tope al ingreso de sus lácteos en 3.000 toneladas por mes. Ese acuerdo fue renovado en 2016 y estará en vigencia hasta mayo de 2018, con 4.500 toneladas por mes –hasta llegar a 54 mil toneladas a junio pa­sado– y sin sobrepasar el límite de 5.000 toneladas por mes.

Según datos de la OCB, Brasil compró a Uruguay 86% de las exportaciones de leche en polvo des­cremada y 72% de leche en polvo entera a julio de 2017. Según la gremial brasileña, en los prime­ros seis meses del año la adquisición de ambos productos sumó 41.811 toneladas. Uruguay ex­portó 102 mil toneladas de leche en polvo a Brasil en 2016 y fue el principal destino. En lo que va del año –a julio– se alcanza­ron 41.100 toneladas. Las colocaciones de leche en polvo entera cayeron 36% respecto a un año atrás, a 35.000 toneladas a julio. En tanto, la descremada cayó de 6.400 a 6.100 to­neladas, según el portal El Observador de Uruguay.

NO AFECTA AL PAÍS

La intención de excluir a la leche de la lista de pro­ductos del Mercosur bene­ficiados con el comercio li­bre no afectará a Paraguay.

“No nos afecta mucho porque nosotros emitimos un certificado de origen, el mismo cuenta con cláu­sulas, como certificado de origen del Mercosur, si yo traigo algo de Brasil con este certificado cuesta lo mismo, de la misma ma­nera que envíe producción a Argentina o Uruguay, con este documento los pro­ductos son libres dentro del Mercosur, pero hay que destacar que Brasil está con muy buena producción de lácteos por el momento nosotros no estamos ex­portando a ese mercado por la alta producción de leche que está teniendo Brasil actualmente”, expli­có Emilio Núñez, Gerente de Comercio Exterior de la Cooperativa La Holanda.

El gobierno de Brasil impuso barreras a la ex­portación y es por ello que están consumiendo u producción, la misma si­tuación por la que atravesó Argentina años atrás con los productos lácteos, solo cierta cantidad estaba dis­ponible para exportación, teniendo en cuenta que la mayor parte de la pro­ducción debía ser comer­cializada en el mercado interno.

“Brasil está protegien­do la producción nacional, consumen solo lo que se produce allí, pasando Foz de Iguazú se encuentra una de las industrias más gran­des y producen solo para el mercado interno. El sector lácteo en Brasil en general no está importando leche de ningún país, actual­mente Paraguay no está ofreciendo leche en polvo a ese mercado porque nos dijeron que la producción a nivel local es muy buena, en el primer trimestre de este año exportamos to­neladas de leche en polvo, toda la producción de este año fue ahí, y el año pasado se exportaron más de 1.500 toneladas a Brasil, pero las medidas que solicitan ellos no afectan a Paraguay, sí afecta a los precios interna­cionales que están muy ba­jos, es por eso que estamos vendiendo también noso­tros al mercado interno”, enfatizó el profesional.

También podría gustarte Más del autor