Petroleras negocian bonos por emisiones

Bloomberg

 

Las ventas de bonos de los mercados emergentes se disponen a registrar el peor mes de octubre de los últimos siete años, aunque los elevados precios del crudo animaron a algunos productores de petróleo a llenar el vacío antes de que el mercado cierre para las fiestas de fin de año. A pesar de que el petróleo retrocedió de su nivel más alto en cuatro años, Petróleos Mexicanos recaudó US$2.000 millones en la mayor venta de este mes por parte de un emisor de un país en desarrollo. Lo siguió Omán esta semana con la emisión de un “sukuk” soberano de US$1.500 millones, mientras que Kazajstán está considerando la venta de bonos a 10 años en euros y Nigeria solicitó la aprobación para una emisión de US$2.800 millones.

La volatilidad que sacudió a los mercados emergentes en medio del creciente proteccionismo y el debilitamiento de las perspectivas de crecimiento mundial se sumaron a la cautela de los prestatarios en tanto los inversores penalizaban a los países en desarrollo con grandes necesidades de financiación, como Argentina y Turquía. Dado que las ventas de bonos se disponen a disminuir este año por primera vez desde 2013, la recuperación de los precios del petróleo está dando soporte al mercado de deuda. Incluso después de caer más de US$ 10 el barril este mes a US$76,29 el barril el jueves, el crudo de referencia Brent aún se negocia un 30% por sobre el nivel de hace un año.

“Actualmente es un entorno más favorable para los productores de petróleo”, dijo Trieu Pham, estratega de mercados emergentes de ING Groep NV en Londres. “Los prestatarios son oportunistas y algunos de ellos harán pre-financiamiento o financiamiento oportunista antes de fin de año”.

También podría gustarte