Quemar calorías de una forma divertida

Magali Fleitas 

@magalifleitas

Hacer ejercicios a veces se torna un tanto aburrido, pero con el jump se puede agregar un toque de emo­ción acompa­ñado de buena música y baile.

Esta disciplina, que está de moda, consis­te en una clase aeróbica donde se trabaja con pasos básicos de baile que son dados por el instructor so­bre un mini trampolín, que ayuda a disminuir el im­pacto de la caída sobre las articulaciones, tanto en la zona lumbar y en la parte de las rodillas. 

El especialista en nu­trición deportiva Pablo Zena, propietario del gimnasio que lleva su nombre, comentó que desde los 12 años se puede realizar esa ruti­na y que no tiene lími­tes de edad. “Incluso vienen señoras de 55 años de edad a prac­ticar, porque trabaja mucho los músculos para la pronta re­cuperación de lesiones en la rodillas ya es un elemento inestable”, señaló.

El instructor manifestó que el jump es una nueva experiencia para salir de lo que concierne a mus­culación, además de que ayudar a controlar y bajar de peso, que es el principal objetivo de las personas que realizan esta discipli­na.

Las clases de esta moda­lidad en el gimnasio de Zena son a las 12:00, 16:30 y 18:30 horas, teniendo 45 minutos de actividad físicas con estiramientos y ejercicios previos.

También podría gustarte