EE.UU. beneficia al crudo colombiano

Bloomberg

 

Las refinerías del golfo de EE.UU. están aumentando los precios del crudo colombiano debido a las sanciones a las importaciones venezolanas, país que ha sido uno de los principales proveedores de petróleo para EE.UU.

El crudo colombiano se ha fortalecido a raíz de las severas restricciones contra la estatal petrolera Petróleos de Venezuela SA, la reducción autoimpuesta de la producción canadiense y los recortes de producción acordados por la OPEP y sus aliados.

Los ejecutivos de Ecopetrol SA, la petrolera estatal de Colombia, están siguiendo de cerca la situación en Venezuela y el impacto de las sanciones. La compañía se está beneficiando, ya que ha logrado “suministrar de manera confiable a los clientes” tras la caída de la producción venezolana, dijo el director financiero, Jaime Caballero.

“También vemos un gran fortalecimiento de los diferenciales favorables en términos del crudo que vendemos”, dijo. “En comparación con los diferenciales de dos dígitos en el cuarto trimestre del año pasado, ahora volvemos a los dígitos únicos”.

El petróleo colombiano insignia Castilla, competidor del petróleo venezolano pesado y agrio, se vendió con un descuento de US$4 por barril frente al índice de referencia global Brent para los cargamentos de marzo. Esto se compara con un descuento de US$9,80 para cargamentos de febrero. Se vendieron más cargamentos a EE.UU., lo que desencadenó quejas de los compradores asiáticos sobre los altos precios, dijeron las personas.
Los compradores tradicionales de petróleo venezolano están buscando alternativas. Valero Energy Corp. ha comprado petróleo canadiense para tratar de compensar. PBF Energy Inc., que solía comprar petróleo venezolano para su refinería Chalmette en Luisiana, compró petróleo mexicano Talam. Incluso Citgo Petroleum Corp., la unidad de refinación de PDVSA en EE.UU., recibió un poco de ayuda de PetroChina Co. Ltd.

También podría gustarte