Google Maps asimila visión rusa de Crimea

Ucrania manifestó que la compañía delimitó la cartografía

La decisión de Google de representar en sus mapas virtuales a la península ucraniana de Crimea como parte de Rusia ha puesto de manifiesto las dificultades a las que se enfrenta la multinacional estadounidense para delimitar las fronteras internacionales en el caso de territorios disputados.

“Nosotros hacemos todo el esfuerzo posible para representar objetivamente las regiones disputadas”, aseguró un vocero de Google.

Pero la objetividad de la que habla el gigante de Internet no parece ser tal, si nos atenemos a la historia reciente acerca de la anexión de Crimea a la Rusia poscomunista.

Durante la época soviética, en la década de 1950, la administración de Crimea pasó a manos de Ucrania, lo que se mantuvo hasta el 2014. En ese año, hay dos fechas relevantes: 27 de febrero, cuando el Parlamento de Crimea, que había sido ocupado por un comando de militares rusos después de combates entre prorrusos y proucranianos, eligió un nuevo gobierno local y aprobó celebrar un referéndum sobre el futuro de la península, y el 16 de marzo, cuando la consulta popular fue favorable a la anexión de Crimea a Rusia, pero no fue reconocida por la comunidad internacional.

En enero, un legislador ruso dijo que Google estaba marcando incorrectamente a Crimea en sus mapas.

PLAZO
Con vistas al quinto aniversario de la anexión de la codiciada península, Moscú presentó una queja formal ante el gigante de Mountain View y lo amenazaron con una multa.

“Desde luego, Google es un servicio extranjero. Pero Crimea es una región de Rusia, por lo tanto esperamos que su pertenencia geográfica se designe correctamente”, dijo Dmitry Peskov, vocero del Kremlin, en los primeros días de este mes.

Google, que se escudó en un problema técnico, tardó sólo unas semanas en subsanar el error en la versión rusa de sus mapas.

La queja de Ucrania no se hizo esperar. El embajador ucraniano en EU, Valeri Chali, pidió a Google que diera marcha atrás, en línea con la legislación internacional y con la postura oficial de la Casa Blanca, y recordó que Washington ha condenado la anexión y, por ese motivo, ha impuesto sanciones contra el Kremlin.

 

También podría gustarte