Los líderes y la lectura

Quien no lee no puede ser un buen líder.

Tengo la palabra
Por Fernando Benítez Moreira
@ferbemore

Por supuesto hay excepciones, sobre todo con tantos tipos de líderes y liderazgo, pero como regla general, una persona sin sufi­ciente preparación carecerá de elementos para desarrollar un liderazgo competente.

La lectura reafirma las ideas preexistentes y crea otras nuevas permitiendo que exista esa convicción de la que el líder no puede carecer. El buen líder debe desafiarse a sí mismo leyendo aún aquello con lo que no está de acuerdo para, de este modo, tener visiones mucho más amplias y comprender mejor el complejo espectro de quienes son sus seguidores o potenciales seguidores.

Y aunque parezca algo obvio, no muchas veces pensamos que en nuestra posición de líderes podemos estar ante auditorios o foros en los que se nos exija un cono­cimiento amplificado: desde una cena con gente importante, hasta un auditorio curioso como el de jóvenes y adolescentes o hasta niños, podrían demostrarnos que no estamos tan preparados como creíamos para enfrentar esa situación.

La palabra ‘Nerd’, ofensiva para referirse a quien dedica buena parte de su tiempo a cultivarse y aprender, solo es utilizada en ese contexto por aquel que en su mediocridad e ignorancia busca desmeritar el esfuerzo ajeno, por no tener el coraje de imitarlo. Nerds como Bill Gates, Warren Buffet, Elon Musk o Mark Zuckerberg, ocupan gran parte de su tiempo leyendo, aprendiendo, incorporando nuevos conocimientos.

Entonces Nerd pasa de ser un término ofensivo a convertirse en uno de admiración y respeto. Aquí algunos motivos por los que leer es importante: Entrena tu capacidad de enfoque, mejora tu imaginación, amplia tu memoria, reduce el estrés, enriquece tu calidad de persona, te motiva y desarrolla tu capacidad comunicativa. Así que desde ahora, deberías considerar una búsque­da de títulos apropiados y comenzar a aprender, basándote en otra gran carac­terística de todo buen líder: la humildad.

También podría gustarte