La ley ya está. Ahora, hay que aplicarla

Los empresarios abogaban por una ley de empleo parcial. Esa ley ya rige. Corresponde al gobierno evitar abusos en su aplicación".

La ley que consagra el empleo a tiempo parcial puesta en vigencia por el Poder Ejecutivo abre un campo prácticamente inexplorado en lo que respecta a la relación entre el trabajador en relación de dependencia y el em­pleador. Hasta hoy, quien no trabajara las horas establecidas en el Código Laboral quedaba práctica­mente fuera de lo que se considera empleo formal y, por añadidura, sin cobertura social en cuanto a seguro médico y haberes de retiro. Esta rigidez ha sido el origen de lo que se considera empleo infor­mal, subempleo y todos los eufemismos utilizados para definir esta modali­dad de trabajo precario.

Con la nueva legislación, es posible que una persona que trabaje un mínimo de 16 y un máximo de 32 horas semanales, reciba una remuneración proporcional, con todos los beneficios adicionales de un empleo a tiempo completo, como su inscripción en IPS a fin de recibir cobertura médica y cotizar para un eventual haber jubilatorio según el tiempo de servicio.

Los empresarios priva­dos venían abogando por una ley semejante. Argumentaban que en muchos emprendimientos de negocios, el empleo parcial favorece a aquellas empresas que no pueden contratar personal a tiem­po completo porque su estructura de costos no se lo permite. El perfil de em­pleo, en muchas empresas, es ideal para jóvenes que necesitan trabajar y a la vez completar sus estudios o capacitarse. Esta postura fue expuesta reiteradas veces por dirigentes empresarios, anticipando una postura favorable a la ley, si se aprobara. Pues bien, la ley ya rige y es el momento de probar que están dispuestos a cumplir con sus promesas.

Es un camino difícil establecer una supervisión eficiente en esta materia, dada la debilidad estructu­ral del Estado paraguayo en este tipo de controles. Es obligación del Gobierno superar esas deficiencias y evitar abusos de empre­sarios inescrupulosos.

También podría gustarte