Tips para comer saludable sin mucha inversión

Aprende a armar una lista de compras más pequeña

¿Es posible comer sano sin gastar mucho? Esta es una interrogante que muchas personas se hacen a diario. Para tu felicidad, te contamos que si es posible, solo tenés que invertir un poco más de tiempo en la elección de productos.

Gisselle Peña (@nutrigiipm), nutricionista clínica y deportiva dio como ejemplo de opción saludable y rendidora a las legumbres como los garbanzos o lentejas que, además de energía, también aportan proteína de origen vegetal que puede sustituir a la carne algunas veces por semana.

“Cuando hablamos de productos industrializados los mismos podrían tener un costo más elevado, pero eso no significa que no los podemos realizar nosotros mismos como, por ejemplo; galletitas o panes caseros”, sugirió.

Así también, la profesional resaltó que no es necesario que una comida sea costosa para ser buena, pero sí se requiere armar una lista de compras más reducida y comprar lo justo en alimentos perecederos para que no se echen a perder.

Unos de los tips que brindó la profesional es cocinar el almuerzo pensando en la cena. Al mediodía se puede preparar una proteína como carne, pollo o pescado, con soufflé de verduras y un tubérculo como papa, batata o mandioca. A la noche se puede preparar un licuado de verduras de lo que sobró del soufflé y consumirlo con la proteína restante.

FRUTAS DE ESTACIÓN

Otra forma de comer variado es visitar los mercados locales o ferias de alimentos, en el que además de colaborar con los pequeños productores, se consiguen productos a menor precio, destacó la nutricionista.

Con frutas de estación que abundan en esta época como la naranja, mandarina y pomelo se pueden hacer mermelada casera y otros alimentos.


También podría gustarte