EE.UU. suspenderá el acceso de vuelos de aerolíneas chinas

Bloomberg

La administración Trump emitió el miércoles un decreto para suspender los vuelos de pasajeros de las aerolíneas con sede en China, diciendo que era una represalia luego de que Pekín impidiera a las aerolíneas estadounidenses volver a ingresar a ese mercado, en una continua escalada de tensiones entre las dos naciones.

El decreto emitido el miércoles entra en vigencia el 16 de junio, pero el presidente Donald Trump puede actuar antes si así lo desea, informó en un comunicado el Departamento de Transporte (DOP).

Las acciones de las aerolíneas estadounidenses subieron en medio de un amplio repunte del mercado y señales de que la demanda de viajes está comenzando a repuntar. El índice de Standard & Poor’s de las principales aerolíneas aumentaba 7% a las 11:20 am en Nueva York a los niveles intradía más altos desde el 31 de marzo. Alaska Air Group Inc. lideraba el repunte con un alza de 9,7% a US$39,72, seguida por United Airlines Holdings Inc., que avanzaba 8,9% a las US$32,58.

La medida aumenta las tensiones entre Estados Unidos y China, y se suma a las disputas sobre el comercio, la pandemia de coronavirus y el trato hacia Hong Kong. El viernes, Trump dijo que EE.UU. “comenzaría el proceso” de eliminar las exenciones de política que le permiten a EE.UU. tratar a Hong Kong de manera diferente que a China continental. Líderes chinos tomaron medidas hace poco para imponer una nueva legislación de seguridad nacional en el centro financiero asiático.

Pekín ha evitado que las aerolíneas estadounidenses reanuden su servicio allí, mientras que cuatro de sus aerolíneas han mantenido vuelos hacia y desde los mercados estadounidenses este año en medio del brote del covid-19, según el comunicado del Departamento de Transporte. Las aerolíneas estadounidenses solicitaron reanudar el servicio el 1 de junio.

“El hecho de que el Gobierno chino no apruebe sus solicitudes es una violación de nuestro Acuerdo de Transporte Aéreo”, indicó el DOT en un comunicado enviado por correo electrónico.

El decreto no llega a ser una prohibición absoluta, permitiendo a las aerolíneas chinas operar un vuelo a EE.UU. por cada vuelo que la nación asiática otorgue a las aerolíneas estadounidenses.

La medida está dirigida a Air China Ltd., China Eastern Airlines Corp., China Southern Airlines Co. y Xiamen Airlines Co. La noticia se conoció después del cierre del mercado burástil en Shanghái y Hong Kong, que son los principales centros comerciales para las aerolíneas chinas que cotizan en bolsa.

El grupo comercial que representa a las grandes aerolíneas estadounidenses, Airlines for America, no hizo comentarios de inmediato sobre la medida. La Embajada de China en Washington tampoco respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios enviada por correo electrónico.

El 22 de mayo, el departamento señaló que China había violado un acuerdo bilateral que permite el servicio aéreo entre ambos países al no responder a las solicitudes de Delta y United. El departamento acusó a China de bloquear injustamente los intentos de las aerolíneas por reanudar el servicio en ese país.

El DOT acusó el miércoles a la Autoridad de Aviación Civil de China de ser “incapaz de comunicarse definitivamente” cuándo permitirá a las aerolíneas estadounidenses reanudar los vuelos.


También podría gustarte