Lograr alto impacto

Por Alelí Gustale
[email protected]

Líder empresarial, abogada con especialización en comercio internacional y una maestría en Derecho Económico Internacional de la Universidad de Harvard, donde fue la primer mujer panameña admitida en dicho programa, son algunos de los múltiples logros de Nivia Rossana Castrellón quien en esta nota, nos habla de su labor en Unidos por la Educación. ¿Qué es Unidos por la Educación y cómo surge la organización? Surge hace 7 años como resultado de un esfuerzo colectivo incluyente de diferentes actores (empresarios, sindicalistas, académicos, profesionales y líderes en general) que coinciden en la necesidad de movilizar a la sociedad a fin de hacer de la educación una prioridad nacional. Es parte de Reduca* desde sus inicios pues participamos en Brasilia, cuando se hizo realidad la red.
¿Cuáles son sus acciones de trabajo? Unidos por la Educación se enfoca en la alineación de las políticas públicas educativas para lograr alto impacto, con el propósito que trasciendan gobiernos. Nuestro informe “El Estado de la Educación en Panamá: 5 Metas para Mejorar”, es un referente considerado uno de los estudios más completos del sistema: incluye la educación terciaria desde la oferta y la demanda. Desde Unidos se fomenta la participación ciudadana en el seguimiento y acompañamiento del acontecer educativo a través de una activación de los diferentes actores e insistiendo en la necesidad de una formación docente y directiva de alta calidad.
¿Cuáles son sus principales logros? Unidos por la Educación tiene capítulos provinciales y un capítulo juvenil que llevan adelante programas puntuales como “el líder en mi” en la provincia de Chiriquí (construcción de liderazgo y formación integral en las escuelas); Unidos por la Educación Coclé, cuyo programa Educación Éxito Seguro ha sido reconocido por Reduca como una práctica exitosa y eficiente herramienta para la disminución de la deserción escolar con una amplia participación social. Su grupo juvenil, Jóvenes Unidos por la Educación, referente en la movilización de jóvenes, con Educación 2020 de Chile y Unidos por la Educación, llevó adelante la primera versión del Laboratorio Internacional de Incidencia Ciudadana que finalizó con una pasantía en Chile de 15 jóvenes líderes panameños que diseñaron e implementaron en el campo proyectos de incidencia.

Los temas de interés desarrollados, con una metodología de hacer, incluyeron propuestas para la solución de problemas como el manejo de desechos para la promoción de un ambiente sostenible; el fomento de la retención escolar a través del desarrollo de 10 habilidades psicoemocionales y el trabajo con madres originarias a fin de ayudarlas en su desarrollo humano y coadyuvar a que sus hijos tengan trayectorias escolares exitosas. Se planifica en el presente las próximas versiones del Laboratorio. El espacio creado para los jóvenes ayuda en su empoderamiento. La organización tienen una importante participación en las redes sociales que es parámetro de referencia en los medios de comunicación, escriben semanalmente en diarios de gran prestigio y se han convertido en líderes en positivo que superan la auditoría social, creando y haciéndose parte de las respuestas a los retos educativos e inspiradores en la participación ciudadana en Educación.

Muchos de ellos han recibido premios y reconocimientos a nivel local e internacional por su contribución a la transformación social a través de la educación. ¿Qué es el pacto educativo y cuál es el rol de la sociedad civil para impulsar ese pacto? El Compromiso Nacional por la Educación es el producto de un diálogo entre ocho sectores de la sociedad (Gremios magisteriales, el Ministerio de Educación como un actor más, los estudiantes, los padres de familia, las ONGs de la educación, el sector productivo (el Consejo Nacional de Trabajadores y el Consejo Nacional de la Empresa Privada) y las universidades. Se consideraron 5 ejes temáticos: calidad, equidad, gestión administrativa, inversión y formación docente para entregar a la sociedad, 37 propuestas de políticas y 241 líneas de acción a fin de trazar una hoja de ruta, al menos por los próximos 15 años.
Unidos por la Educación está muy vinculada a los jóvenes, ¿en qué forma? La vinculación de Unidos por la Educación con la juventud inicia hace tres años, a través de contactos de parte de los jóvenes quienes usaron las redes sociales para manifestar su interés de participar e interesarse a contribuir a transformar la Educación. Trabajamos con jóvenes en edad escolar y jóvenes profesionales quienes, en el tiempo, se convierten en mentores de otros jóvenes. Su participación trasciende la auditoría social: entre la membresía de jóvenes se promueve que sean agentes de cambio. Todos se caracterizan por su liderazgo personal y grupal. Son exitosos en lo que hacen, inspiradores por su ejemplo y muchos tienen sus propios proyectos educativos.

La última gran iniciativa ha sido el Laboratorio Internacional de Incidencia Ciudadana con Educación 2020 de Chile y Unidos por la Educación. Tienen alianzas estratégicas con las Cámaras de Comercio de las principales provincias, La telefónica Cable and Wireless, el Canal de Panamá, importantes Fundaciones y prestigiosos medios de comunicación, entre otros, además, por supuesto, de nuestra parte. En mi caso, soy una mentora grupal e individual de sus miembros.
¿Cuáles son los beneficios de trabajar en conjunto con otras organizaciones de Reduca? Ser parte de Reduca es desafiante y reconfortante al mismo tiempo. Admiramos el trabajo de referentes como Todos Pela Educaçao de Brasil, Mexicanos Primero y Proyecto Educar 2050 de Argentina pero, al mismo tiempo, nos enorgullecemos del avance de organizaciones como Juntos por la Educación del Paraguay que ha demostrado un ímpetu y compromiso, reflejo del interés de la sociedad y de su capacidad de ser protagonistas del cambio.

También podría gustarte Más del autor