Peso sin piso

La moneda llega a su mínimo histórico

Bloomberg

 

El peso argentino se debilitó a un mínimo histórico el jueves en medio de informes de que un grupo de directores del banco central dejarán la institución y una huelga de camioneros que amenaza con interrumpir la economía del país.

El peso llegó a debilitarse hasta 5%, su mayor caída en un mes, para negociarse en 27,2 por dólar en las operaciones de la tarde. El peso ha experimentado una caída de más del 30% este año, el peor desempeño entre las monedas de mercados emergentes.

Las pérdidas de la moneda se aceleraron después que el columnista argentino Marcelo Bonelli informara que tres directores del banco central renunciarían pronto a sus puestos.

El banco central declinó comentar sobre el informe. En otro revés para el presidente Mauricio Macri, los camioneros iniciaron una huelga y otros sindicatos laborales han amenazado con sumarse al paro.

Analistas dijeron que los funcionarios argentinos no pueden defender el peso mucho más sin reformas económicas más profundas y cuestionan la capacidad de Macri para promover recortes significativos en los gastos del gobierno el próximo año mientras se presenta para la reelección.

“El banco central no puede defender el peso mucho más tiempo, ni debería”, dijo Win Thin, jefe global de mercados emergentes en Brown Brothers Harriman. “Mucho dependerá de si Argentina puede mantenerse en el programa (del Fondo Monetario Internacional)”.

Argentina alcanzó un acuerdo stand-by de US$50.000 millones con el Fondo Monetario Internacional la semana pasada para ayudar a restablecer la confianza de los inversores mientras el gobierno enfrenta una inflación de dos dígitos y un déficit presupuestario cada vez mayor. El miércoles, el Ministerio de Finanzas se comprometió a vender US$7.500 millones de los fondos del Fondo Monetario Internacional para cubrir gastos presupuestarios. Algunos analistas también lo vieron como un intento de estabilizar el peso.

INVERSORES SE ILUSIONAN CON ASCENSO A M.E.

Los inversores en acciones argentinas castigados por la caída de la moneda podrían estar al borde de recibir cierto alivio en tanto MSCI Inc. evalúa el ascenso del país a la categoría de mercado emergente.

Morgan Stanley dice que el índice accionario de referencia podría dar un salto de 20 por ciento si eleva la clasificación a través de una decisión que se prevé anunciar el 20 de junio, o caer 5% si el país permanece como mercado fronterizo, una calificación más baja. Siguen los índices de MSCI fondos con US$1 billón de activos, y JPMorgan Chase & Co. dice que una mejor calificación atraería US$3.800 millones al mercado accionario local.

También podría gustarte