Club de Ejecutivos

20 años ampliando horizontes y cambiado la manera de ver y hacer las cosas.
LAURO RAMÍREZ LÓPEZ
SOCIO
CLUB DE EJECUTIVOS DEL PARAGUAY

Ante el próximo aniversario de esta organi­zación, referente del mundo de los negocios y de los ejecutivos que se concentran en producir cambios positivos para el país, vienen bien unas palabras al respecto.

Hace 20 años nacía esta institución en Asunción, del impulso de emprendedores y entusiastas representantes da actividad socio-económica. Habiendo transcurrido ese tiempo, y apreciar su desarrollo y trasuntar su futuro es esperanzador.

Si la visión que la propia institución tiene de sí misma es “ser el referente más impor­tante de ejecutivos que lideran el mundo empresarial, potenciando sus competencias para la construcción de un país mejor”, con el tiempo y la distancia podemos comprobar que la misma se cumple.

Las actividades que cotidianamente realizan, la presencia que tienen en lugares de decisión, tanto públicos como privados, la exposición en los medios y las referencias que del ente se hacen en distintos estratos, pero cotidianamente, son expresiones testimoniales de este hecho.

Desde el momento en que el Club no representa a un sector específico como los ganaderos, los productores del campo o los banqueros, sino que atraviesa transver­salmente todo el arco de distintos ámbitos económicos y sociales, constituye un pequeño extracto, un reflejo, una repre­sentación bastante cercana a la realidad de los paraguayos que se esfuerzan por construir verdaderamente el país mejor.

Desde ese punto de vista, el Club de Ejecutivos del Paraguay es un con­densado de lo mejor que tenemos los paraguayos para brindar a nuestro propio país, en todos los campos.

Aun con mucho por desarrollar y mayor influencia que ejercer, es un aporte trascendente en expansión continua, con aún más brillante futuro.