ícono volver atrás
icono de buscador
 
5D logo

Internacionales

Banco central de Brasil promete no reducir estímulo monetario

La junta del banco restó importancia a dos amenazas clave para el futuro de su política monetaria, diciendo que las expectativas de precios al consumidor están por debajo del objetivo a pesar de un aumento temporal y que el régimen fiscal del país no ha cambiado a pesar del gasto de emergencia durante la pandemia, según las minutas de la reunión de política del 15-16 de septiembre publicadas el martes. El programa de entrega de efectivo del Gobierno ha apoyado bienes e inversiones duraderos, aunque el sector de servicios sigue “significativamente deprimido”.

 
 
 

Bloomberg

El banco central de Brasil prometió mantener el nivel actual de estímulo monetario mientras la inflación lo permita, diciendo que la economía se está recuperando apenas parcialmente de una fuerte recesión causada por el coronavirus.

La junta del banco restó importancia a dos amenazas clave para el futuro de su política monetaria, diciendo que las expectativas de precios al consumidor están por debajo del objetivo a pesar de un aumento temporal y que el régimen fiscal del país no ha cambiado a pesar del gasto de emergencia durante la pandemia, según las minutas de la reunión de política del 15-16 de septiembre publicadas el martes. El programa de entrega de efectivo del Gobierno ha apoyado bienes e inversiones duraderos, aunque el sector de servicios sigue “significativamente deprimido”.

Si bien reconoció que los costos de endeudamiento ya están cerca de su límite inferior, el banco no descartó la “posibilidad de nuevas reducciones de las tasas de interés”, indicando que exigirían precaución y un gradualismo adicional si ocurrieran.

“Recortes adicionales de las tasas de interés requerirían una mayor claridad sobre la posible inflación y actividad y podrían espaciarse en el tiempo”, escribieron formuladores de política.

El banco, liderado por Roberto Campos Neto, mantuvo la semana pasada la tasa clave en un mínimo histórico de 2% tras nueve recortes consecutivos. El estímulo monetario, junto con el gasto público de emergencia, así como el cuidado de la salud y programas de protección laboral, han ayudado a suavizar el impacto económico de la pandemia y han permitido a Brasil superar a sus pares regionales. Al mismo tiempo, han despertado preocupaciones de que una inflación más rápida podría estar en el horizonte.

Pico temporal

En las minutas, formuladores de política escribieron que los precios al consumidor repuntarán a corto plazo debido a factores como el aumento de los precios de los alimentos. Por otro lado, las tasas de los planes de salud deberían disminuir en septiembre, mientras que se espera que los precios de la gasolina caigan a partir de octubre, señalaron.

La incertidumbre económica sigue siendo alta debido a la propagación del virus y a los planes del Gobierno para frenar la ayuda de emergencia, advirtieron.

 
 

Internacionales

Desempleo en Brasil aumenta a récord en medio de mayor búsqueda

El desempleo de Brasil aumentó por octavo mes consecutivo a un máximo histórico, a medida que el fin de los confinamientos por el coronavirus atrae a una multitud de personas que buscan trabajo de regreso al mercado laboral.

 
 
 

​Bloomberg

La tasa de desempleo aumentó a 14,4% en los tres meses hasta agosto, por encima de la estimación mediana de los economistas en una encuesta de Bloomberg, que proyectaba 14,2%. El número de personas empleadas se redujo a un mínimo histórico, mientras que ahora más de un millón de ciudadanos están buscando trabajo en comparación con el período de tres meses que terminó en mayo, informó el viernes la agencia nacional de estadísticas.

El aumento del desempleo representa uno de los mayores obstáculos para la recuperación de la economía más grande de América Latina. La Administración del presidente, Jair Bolsonaro, ya ha gastado miles de millones en estímulos que incluyen una extensión de un plan de protección laboral. Si bien esas políticas han aumentado la popularidad del presidente, los inversionistas están preocupados por las perspectivas de nuevos gastos a medida que la deuda pública se acerca al 100% del PIB.

El número de desempleados aumentó en 8,5% con respecto al trimestre finalizado en julio, alcanzando los 13,8 millones de personas, según la agencia de estadísticas. Aproximadamente un 38% de los trabajadores fueron considerados informales durante el período.

Los datos de desempleo se dan a conocer un día después de que el Gobierno informara que en septiembre se crearon más de 313.000 puestos de trabajo formales, el mayor aumento mensual desde el inicio de la serie en 1992. Aun así, las cifras de empleo del jueves no consideran a los trabajadores informales y autónomos.

 
 

Internacionales

Economía de México registra la mayor recuperación en décadas

La economía de México se expandió el trimestre pasado al ritmo más rápido en al menos tres décadas, al tiempo que las manufacturas aumentaron para satisfacer la fuerte demanda de Estados Unidos, compensando parte de la producción perdida durante la pandemia.

 
 
 

Bloomberg

El producto interno bruto aumentó 12% con respecto al trimestre anterior, según datos preliminares publicados el viernes por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía de México. El resultado, el mejor del que se tenga registro en datos que se remontan a 1990, estuvo en línea con la estimación mediana de los economistas encuestados por Bloomberg, que proyectaban una expansión de 11,9%.

Sobre una base anual, no ajustada en términos estacionales, el PIB cayó 8,6% durante el trimestre, comparado con una contracción estimada de 8,9%.

La recuperación se ve empañada por las bajas proyecciones del cuarto trimestre y los temores de una segunda ola de coronavirus. El presidente, Andrés Manuel López Obrador, ha rechazado las solicitudes de los economistas de un mayor gasto público, similar al de otros países grandes, con el argumento de que una carga de deuda más ligera facilitará la recuperación de México. Como resultado, se prevé que la economía se desplomará 10% este año, la mayor cantidad en casi un siglo.

Jessica Roldán, economista jefe de Finamex, dijo antes de la publicación de los datos que el hecho de que haya habido un buen trimestre no debería hacernos pensar que el camino por delante será fácil. La perspectiva de una segunda ola “está generando mucha incertidumbre” mientras que el mercado interno de México es muy débil, señaló.

Los sectores industriales, como la minería, la construcción y la manufactura, crecieron un 22% en comparación con el trimestre anterior, mientras que las industrias agrícola, ganadera y pesquera se expandieron un 7,4%. Los sectores de servicios, que incluyen la actividad comercial, el transporte, las finanzas y los medios, aumentaron un 8,6% frente al trimestre anterior, según las estadísticas preliminares.

 
 

Internacionales

Sismo de magnitud 7 sacude el Mar Egeo, se siente en Grecia y Turquía

La gente inundó las calles de la ciudad turística de Izmir, dijeron testigos, después de que el terremoto de magnitud 7.0 azotara la región.

 
 
 

EL ECONOMISTA - MÉXICO

Un fuerte sismo sacudió este viernes el mar Egeo y se sintió en Grecia y Turquía, donde algunos edificios colapsaron en la provincia costera de Izmir, informaron autoridades locales.

La gente inundó las calles de la ciudad turística de Izmir, dijeron testigos, después de que el terremoto de magnitud 7.0 azotara la región.

El ministro del Interior turco, Suleyman Soylu, informó en Twitter que 6 edificios se derrumbaron en dos distritos de la provincia de Izmir. Agregó que no hay reportes de víctimas de otras seis provincias donde se sintió el terremoto, aunque sostuvo que se veían grietas en algunas construcciones.

El temblor, que se sintió en Estambul y Atenas, tuvo lugar en el mar Egeo, al sudoeste de Esmirna, tercera ciudad de Turquía, y cerca de la isla griega de Samos.

“En este momento, hemos recibido informaciones según las cuales seis inmuebles se derrumbaron en Bornova y Bayrakli”, en la provincia de Esmirna, indicó el ministro turco del Interior, Suleyman Soylu, en Twitter.

“Algunos de nuestros conciudadanos están atrapados bajo los escombros”, añadió el ministro de Medioambiente, Murat Kurum, que por su parte dio cuenta de cinco edificios derrumbados.

Las televisiones del país mostraban imágenes de nubes de polvo elevándose en el cielo, mientras que los habitantes se precipitaban a la calle víctimas del pánico.

El gobernador de Estambul, Ali Yerlikaya, señaló que no se constató ningún daño por ahora en la capital económica del país.

“Todas nuestras instituciones comenzaron a desplazarse al lugar para iniciar los esfuerzos necesarios”, declaró el presidente Recep Tayyip Erdogan en Twitter.

El Servicio Geológico de Estados Unidos dijo que el sismo tuvo una intensidad de 7.0 y que el movimiento se produjo a 33.5 kilómetros del litoral turco. Minutos antes, la agencia estatal de emergencias turca AFAD reportó el temblor de magnitud 6.6 con epicentro en el mar, a unos 17 kilómetros de la costa de la provincia de Izmir, a una profundidad de 16 kilómetros.

El sismo fue percibido en toda la costa turca del Mar Egeo y en la región noroccidental de Marmara, informaron medios locales.

Las autoridades instaron a los residentes de la isla griega de Samos, que tiene una población de aproximadamente 45,000 habitantes, a mantenerse alejados de las zonas costeras, dijo Eftyhmios Lekkas, director de la organización griega para la planificación antisísmica. “Fue un terremoto muy grande, es difícil tener uno mayor”, agregó.

Turquía se ubica en una de las zonas sísmicas más activas del mundo. En 1999, un sismo de magnitud 7.4 sacudió el noroeste del país, causando más de 17,000 muertos, un millar de ellos en Estambul.

En 2011, una sacudida de 7.1 en la provincia de Van mató a 600 personas.

El pasado enero, un terremoto de 6.7 dejó unos cuarenta muertos en la provincia de Elazig (este).

 
 

Internacionales

BCE da fuertes indicios de nuevos estímulos en diciembre

El Banco Central Europeo dio un fuerte indicio de que probablemente impulsará su programa de compra de bonos de emergencia para estabilizar la economía de la zona del euro, después de que algunos Gobiernos impusieran una serie de nuevas restricciones para controlar el coronavirus.

 
 
 

Por ahora, el Consejo de Gobierno mantuvo su programa de compra de bonos pandémicos en 1,35 billones de euros (US$1,6 billones), reiterando que se ejecutará al menos hasta junio de 2021 y que no se detendrá hasta que pase la “fase de crisis” de la pandemia. La tasa de depósito del BCE se mantuvo en -0,5%.

Sin embargo, la declaración de política también indicó que los nuevos pronósticos económicos de diciembre prepararán el escenario para un mayor apoyo.

“La nueva ronda de proyecciones macroeconómicas elaboradas por los expertos del Eurosistema en diciembre permitirá una reevaluación exhaustiva de las perspectivas económicas y el equilibrio de riesgos. Sobre la base de esta evaluación actualizada, el Consejo de Gobierno volverá a calibrar sus instrumentos, según corresponda, para responder a la situación actual”.

Antes de la decisión, los economistas predijeron que el BCE no incrementaría el programa ahora, pero agregaría 500.000 millones de euros a su plan de bonos en diciembre.

Lo que dicen los economistas de Bloomberg:

“El BCE tiene unos 800.000 millones de euros para inyectar a la economía además de lo que estaba preparado para usar durante el resto de 2020. Sin embargo, eso puede ser insuficiente para enfrentar la amenaza a la economía y la estabilidad financiera en 2021”.

- David Powell y Maeva Cousin, economistas de la zona del euro

En diciembre, el BCE habrá actualizado las proyecciones económicas para justificar más estímulos, incluido el primer pronóstico para 2023. Los funcionarios también podrían tener una visión más clara de temas clave, incluidas las elecciones presidenciales de Estados Unidos, cualquier acuerdo comercial del Reino Unido con la Unión Europea, el impacto de las medidas de contención del covid-19 y el progreso hacia una vacuna.